El Gobierno dará la residencia al comprar dos millones de euros en deuda pública

Los extranjeros que adquieran una casa de más de 500.000 euros también tendrán el permiso

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, durante la rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Ministros.

 El Gobierno aprobó este viernes un nuevo régimen de visados y autorizaciones de residencia. Se trata de una de las medidas que acompaña al anteproyecto de la ley de emprendedores presentada tras el Consejo de Minsitros por la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría. La iniciativa prevé “agilizar la concesión de permisos de residencia por razones de interés económico”. Con la nueva norma podrán obtener el permiso de residencia los “inversores que realicen una inversión económica significativa o destinada a proyectos empresariales considerados como de interés general”.

Según este punto sobre proyectos empresariales, el empresario estadounidense Sheldon Adelson podría lograr el permiso de residencia cuando inicie la construcción de Eurovegas, el macrocasino y centro de convenciones que proyecta en Madrid. La vicepresidenta del Gobierno precisó que este camino para convertirse en residente español está abierto para los inversores que compren más de dos millones de euros en deuda pública o los que adquieran un inmueble valorado en más de 500.000 euros. El Gobierno eleva así el umbral anunciado inicialmente que establecía el precio de la vivienda en 160.000 euros.

La puerta para residir en España también se abre de par en par para “los emprendedores de una actividad de carácter innovador con especial interés económico”. Por ejemplo, si Mark Zuckerberg, fundador de Facebook, decidiera por un capricho del destino montar una empresa en España lograría sin ningún problema la residencia. Por último, la medida permitirá al “personal directivo, altamente cualificado o que forme parte de un proyecto de interés general” o para “los posgraduados de universidades de reconocido prestigio”.

¿Comprar la residencia?

La vicepresidenta fue preguntada si esta medida supone “vender la residencia”, a lo que contestó que estos cambios son “ni más ni menos lo que hacen los países del entorno para fomentar inversiones de forma ordenada y disciplinada”. Sáenz de Santamaría recordó que Portugal, Irlanda o Reino Unido cuentan con medidas similares. “El sistema se ha generalizado”, justificó.

El plan del Ejecutivo provocó un carrusel de protestas cuando fue anunciada, hace un par de meses. Asociaciones de inmigrantes consideran que la medida es discriminatoria Otros grupos políticos, como el PSOE, acusaron al Gobierno de “mercantilizar” el permiso de residencia.

No obstante, la posibilidad de lograr la residencia a través de recursos económicos ya existía en España. Si un extranjero justifica que tiene rentas de unos 2.100 euros al mes y quiere vivir en España sin trabajar puede solicitar un permiso de residencia temporal.

Más información