Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las importaciones de coches en EE UU desde México crecen pese a las amenazas de Trump

El mercado estadounidense fue el destino final de ocho de cada diez vehículos que exportaron desde la frontera sur

Donald Trum en el Despacho Oval
Donald Trum en el Despacho Oval AP

La retórica proteccionista y las amenazas lanzadas por Donald Trump no están cambiando la manera que tiene de operar la industria automotriz, de momento. Cuando está a punto de cumplirse seis meses desde la toma de posesión del presidente republicano los datos demuestran que las exportaciones de coches y camionetas desde México crecieron un 15,6% entre enero y junio pasados, hasta un total de 1,16 millones de vehículos.

El último informe publicado por la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz revelan que la producción gana tracción y el país es el octavo más importante en la industria. México exportó durante el primer semestre 1,51 millones de vehículos por todo el mundo. El 76,8% de ese total fue al mercado estadounidense, un punto más que hace un año. Es el mayor destino de lejos por delante de Canadá (8,4%) y de los países de América Latina (7%).

La principal región de destino de las exportaciones de coches mexicanas son EE UU y Canadá, sus socios del TLCAN, con un total combinado que roza los 1,3 millones de vehículos en el primer semestre o un 85,3%. Si lo que se toma como referencia es el total de vehículos vendidos en el mercado estadounidense entre los meses de enero y junio, los coches importados desde México representaron el 13,8% de las nuevas matriculaciones.

Estas cifras récord contrastan, por tanto, con el mensaje desafiante de Trump, que nada más llegar a la Casa Blanca volvió a amenazar con penalizar las importaciones de coches desde México. La producción de vehículos ligeros nacional mexicana ascendió a 1,88 millones de unidades, un incremento del 12,6% cuando se compara con las unidades manufacturadas en el mismo periodo de 2016.

El sólido incremento en las importaciones desde México se produce, además, mientras las ventas de coches cayeron en junio por sexto mes consecutivo. En lo que va de año se matricularon 8,4 millones de coches, un 2% menos que en el mismo periodo de 2016. Ford Motor anunció hace unos meses que abandona el plan para construir una nueva planta en México pero el resto de fabricantes mantienen el curso.