Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las comunidades empeoran el déficit público en el primer semestre

El déficit público del conjunto de las Administraciones de los últimos 12 meses asciende al 3,5% del PIB, cuatro décimas más que el objetivo de final de año

El consejero de Hacienda, Vicent Soler, y la vicepresidenta del Consell, Mónica Oltra. Ampliar foto
El consejero de Hacienda, Vicent Soler, y la vicepresidenta del Consell, Mónica Oltra.

El conjunto de las Administraciones públicas españolas sigue inmersa en el proceso para reducir el déficit público a pesar de que las comunidades autónomos se han relajado en los últimos meses. Según las últimas cifras difundidas este martes por el Ministerio de Hacienda correspondiente al pasado mes de junio, los números rojos de las administraciones públicas de los últimos 12 meses ascienden a 3,5% del PIB y se aproximan al objetivo marcado por Bruselas, el 3,1%. El esfuerzo de ajuste es importante porque en solo seis meses el déficit público se ha reducido en más de 8.000 millones al pasar del 4,33% de finales de 2016 al desfase encadenado del 3,5% del primer semestre.

El gran artífice de esta corrección es el Estado central al reducir el déficit del los 21.503 millones registrados en el mismo periodo del año pasado a los 12.721 acumulados hasta junio.

La nota discordante la ponen las comunidades autónomas. El conjunto del sector empeora sus guarismos respecto al mismo periodo del año anterior y sobrepasa, aunque por poco, el objetivo de déficit para todo el año. Hay que precisar que las autonomías recibieron durante el pasado julio, por tanto no está incluido en los registros de junio, unos 1.200 millones por la liquidación del sistema de financiación de 2015, que les ayudará a rebajar sus números rojos.

Las comunidades han aumentado su desviación presupuestaria casi un 17% hasta el 0,72%, dos décimas más de la meta marcada para fin del ejercicio. El ministerio de Hacienda explica que "esta situación se debe, entre otras razones,  a que en 2017 ha recibido menos anticipos a cuenta del sistema de financiación". El Ejecutivo lo cuantifica en unos 300 millones de euros.

El Ministerio de Hacienda advierte en el informe mensual de seguimiento de ejecución presupuestaria del riesgo de que las comunidades incumplan la regla de gasto, uno de los instrumentos que impiden a las administraciones públicas aumentar sus compromisos por encima del crecimiento potencial de la economía. Este corsé presupuestario está fijado este año en el 2,1% y, sin embargo, las autonomías están aumentando sus empleos en un 3,6% hasta junio. "En el agregado de las comunidades a final del primer semestre solo cinco comunidades cumplirían con el objetivo" de la regla de gasto, apunta Hacienda.

Murcia y la Comunidad Valenciana, entre las menos saneadas

Un examen a las cifras de Hacienda permite vislumbrar que Murcia, Extremadura, Cantabria y la Comunidad Valenciana están entre las autonomías que menos han saneado sus cuentas. Son las que registran unos números rojos más abultados al cierre del primer semestre. El conjunto de las comunidades registraron un déficit equivalente al 0,72% del PIB frente al 0,6% del objetivo fijado para este subsector de las administraciones públicas.

No obstante, Extremadura y Cantabria son junto a otras cuatro autonomías (País Vasco, Navarra, Madrid y Castilla y León)  las únicas que han mejorado su déficit público respecto al mismo periodo del año pasado.

Otra de las conclusiones del escrutinio de los datos presupuestarios es que solo seis comunidades registran una desviación presupuestaria por debajo del objetivo marcado por Bruselas para este sector, en el 0,6% del PIB. Se trata de País Vasco, La Rioja, Navarra, Madrid, Canarias y Asturias. Algunas de ellas están entre las mejor tratadas por el sistema de financiación o gozan de un sistema fiscal —cupo vasco o concierto navarro— más favorable.