Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Iberia presenta un nuevo ERE voluntario para 955 empleados

La empresa inicia los trámites para su tercer ajuste de plantilla en cuatro años

Dos aviones de Iberia en tierra
Dos aviones de Iberia en tierra

Iberia ha iniciado los trámites para poner en marcha un nuevo expediente de regulación de empleo (ERE) voluntario, al que podrá acogerse un máximo de 955 empleados, según informó ayer la compañía aérea. Se trata del tercer ajuste de plantilla en cuatro años en la aerolínea española, integrada en el grupo International Consolidated Airlines Group (IAG). Fuentes de la compañía explicaron que el expediente “está abierto a todos los colectivos”, aunque hace un año el presidente de la empresa adelantó que afectaría principalmente al personal de mantenimiento y las oficinas centrales.

La aerolínea notificó el miércoles a los comités de empresa de los colectivos de vuelo y de tierra su intención de abrir este nuevo ERE para iniciar un período de consultas. A partir de dicha notificación, los representantes de los trabajadores cuentan con un plazo de una semana para constituir la mesa negociadora del ERE, que constará de un máximo de 13 miembros.

En una nota, la sección de Iberia del Sindicato Independiente de Tripulantes de Cabina de Pasajeros de Líneas Aéreas (SITCPLA), el mayoritario en el sector, afirmó que el expediente obedece a “causas técnicas, organizativas y productivas” y no a una difícil situación económica. De hecho, en el primer semestre de 2017, Iberia ganó 84 millones de euros, frente a unas pérdidas de 6 millones en el mismo periodo de 2016.

Fuentes de Iberia confirmaron que se han iniciado los primeros pasos hacia el ERE, por lo que aún no hay un desglose del número de trabajadores de cada colectivo que podrán acogerse. “Es voluntario y está abierto a todos los colectivos”, dijeron fuentes de Iberia. Hace unos meses, el presidente de Iberia, Luis Gallego, señaló que afectaría principalmente al área de mantenimiento, a las oficinas centrales y, en menor medida, a hándling (atención en tierra), y a los tripulantes de cabina de pasajeros (TCP).

Recordaron además que en los dos expedientes anteriores se alcanzó la cifra máxima prevista antes de que expirase el plazo, sobre todo a base de prejubilaciones. Por ejemplo, el ERE de 2014, que expiraba el 31 de diciembre de este año, se cerró el pasado mes de mayo al alcanzar la cifra máxima de bajas voluntarias. En total, 5.000 personas han salido de Iberia en los dos EREs anteriores.

A 31 de diciembre de 2016, Iberia contaba con 16.283 empleados. El personal de tierra sigue siendo el más numeroso, tras los ajustes en tripulaciones, donde no hay prácticamente excedentes, y donde se han abierto incluso procesos de contratación.

Más información