Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Gas Natural recurre el concurso de energía del Ayuntamiento de Madrid

La empresa energética considera que los pliegos hacen que el proceso "no sea igualitario para todas las compañías"

El Palacio de Cibeles, en verano de 2012, tras convertirse en sede del Ayuntamiento de Madrid.
El Palacio de Cibeles, en verano de 2012, tras convertirse en sede del Ayuntamiento de Madrid.

Gas Natural Fenosa ha recurrido el concurso de energía del Ayuntamiento de Madrid que se pondrá en marcha en 2018 y durante dos años, y que premia a aquellas comercializadoras que utilizan fuentes energéticas renovables, al considerar que este criterio de valoración, el del etiquetado de energía, "no es igualitario para todas las compañías que opten a dicho concurso".

Fuentes de la compañía eléctrica han confirmado este recurso porque, a juicio de Gas Natural, premia a las comercializadoras que venden electricidad libre de emisiones de CO2, según adelanta eldiario.es.

Como recoge el pliego definitivo de cláusulas que hizo público el Ayuntamiento, el concurso exige que la totalidad de la energía que suministre la empresa adjudicataria tenga garantía de origen renovable, y otorga una valoración extra de hasta cinco puntos (sobre un total de 100) a los participantes atendiendo a su puntuación en el etiquetado energético, otorgada anualmente por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC).

El sistema de la CNMC se compone de siete niveles, de la 'A' a la 'G', en función de las fuentes energéticas utilizadas por las comercializadoras para la genereación de su energía y la cantidad de emisiones de dióxido de carbono (CO2), siendo 'A' la que menos impacto medioambiental produce y 'G' la que más.

De acuerdo con el pliego de condiciones, el Ayuntamiento de Madrid contempla más puntuación a empresas participantes que durante el año pasado estuvieran por encima de la media nacional, que es la D. De esta forma, otorga cinco puntos a las ofertas que tengan una A, mientras que las de B obtendrán dos puntos y las de C, tan solo uno.

El recurso considera "adecuado" exigir que la energía consumida sea al cien por cien renovable, pero su queja reside en premiar a las suministradoras que menos dióxido de carbono emiten, de acuerdo con el recurso que ha recogido el medio, ya que "tiene como objetivo único y evidente favorecer a las empresas comercializadoras pequeñas en detrimento del resto de empresas comercializadoras que llevan más tiempo en este sector".

Argumentan que ya existe otro requisito medioambiental similar al del etiquetado energético, las Garantías de Origen, lo que para Gas Natural equivale a una "duplicidad injustificada de exigencias técnicas ambientales". Por último, piden que se anule este concurso "por no ajustarse a Derecho" e incumplir la normativa española y europea.