Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El alquiler supera los precios de 2007 en seis capitales

En Barcelona las rentas son casi un 20% más altas que las registradas hace una década

El precio de la vivienda en alquiler supera los niveles de 2007 en seis capitales.
El precio de la vivienda en alquiler supera los niveles de 2007 en seis capitales.

Que el alquiler de vivienda está por las nubes es una realidad, pero las rentas no son mucho más altas que las de hace una década. De hecho, solo en seis capitales españolas los precios de la vivienda en alquiler son superiores a los que se registraban en torno a 2007, antes del estallido de la burbuja, según un estudio publicado por idealista.

Barcelona, Las Palmas de Gran Canaria, Palma de Mallorca, Madrid, San Sebastián y Girona han superado los precios previos a la crisis. Aunque si hay que destacar una ciudad donde el alquiler se ha disparado es la de Barcelona, donde hoy arrendar una vivienda es un 19,8% más caro que hace una década. Además, desde el mínimo alcanzado tras la explosión de la burbuja el portal inmobiliario constanta que los alquileres han subido casi un 60%. Otras cinco capitales superan las rentas de 2007. Son Las Palmas de Gran Canaria (16,1%), Palma de Mallorca (14,1%), Madrid (7,2%), San Sebastián (6,2%) o Girona (3,3%).

En todas las demás capitales los precios están todavía por debajo del nivel alcanzado hace una década. En Málaga el precio está prácticamente igual que en aquel momento (-0,3%), mientras que en Santa Cruz de Tenerife los precios solo están un 3,4% más baratos. Con diferencias inferiores al 10 por ciento se sitúan las ciudades de Segovia (-5%), Salamanca (-5%), Cáceres (-5,4%), Alicante (-6,7%), Valladolid (-6,8%), Pontevedra (-7,4%), Córdoba (-7,8%), León (-8,3%) y Badajoz (-9,2%).

La ciudad en la que la diferencia con el punto álgido de la burbuja es más alta es Zaragoza (-40,8%), seguida por Castellón (-29,7%), Cádiz (-29%), Guadalajara (-28,7%), Ávila (-25,8%), Toledo y Albacete (-22,1% en ambos casos). También con diferencias superiores al 20% se sitúan las ciudades de Santander (-21,3%), Lleida (-21,2%), y Murcia (-20,6%).