Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Presupuestos 2017: Hacienda congela la aportación a RTVE

La radiotelevisión pública estatal recibirá 342 millones, la misma cantidad que en 2016

Sede de RTVE en Torrespaña.
Sede de RTVE en Torrespaña.

La aportación estatal a RTVE se congela. Los Presupuestos Generales del Estado de 2017 contemplan una subvención directa del Estado a la corporación pública de 342,87 millones de euros, idéntica cantidad a la del año pasado. No ha habido sorpresas: es prácticamente la misma cifra que RTVE preveía en la presentación de las cuentas al consejo de administración de la compañía (343,60 millones).

Esta subvención  tiene como objetivo absorber el coste de las actividades de servicio público que prestan las dos sociedades de RTVE (Televisión Española y Radio Nacional de España) y también para financiar las actividades de la Orquesta y Coro.

Para sostener económicamente  RTVE, Hacienda destinará igualmente una partida correspondiente a la recaudación que realiza el Ministerio de Industria por el uso del espacio radioléctrico. Una disposición final fijaba el importe máximo en 380 millones.

Además, RTVE  tiene otras vías de ingresos: las tasas que obligatoriamente pagan tanto los operadores de telecomunicaciones como las cadenas privadas. Estas tasas se instauraron tras la retirada de publicidad de la televisión pública, en 2009. En conjunto. RTVE prevé para el actual ejercicio un techo de gasto de 972,8 millones de euros (1,1 millones menos que en 2016) y espera concluir el año en equilibrio.

Este es un cambio de tendencia significativo, ya  que en los últimos ejercicios, RTVE ha arrojado un déficit anual  de unos 100 millones de euros, que la corporación ha achacado a la reducción de los ingresos procedentes de las telecos y las televisiones privadas por el impacto de la crisis publicitaria.

Los problemas para la televisión pública, que se han evidenciado en una merma en la calidad y un desplome de la audiencia, se remontan al inicio de la primera legislatura de Mariano Rajoy, cuando la subvención de RTVE experimentó un hachazo de 200 millones, un recorte del que aún no se ha recuperado. La corporación estatal es el tercer grupo audiovisual. El mes pasado cerró con una cuota de pantalla del 16,1%, frente al 29,2% de Mediaset y el 27,1% de Atresmedia.

Además, la corporación cuenta con ingresar este año 44,90 millones por la venta de sus programas a otras televisiones y por patrocinios deportivos y culturales.

Los Presupuestos Generales del Estado prevén en RTVE inversiones por un total de 61 millones de euros, que irán destinados fundamentalmente a la digitalización de los contenidos, la puesta en marcha de servicios interactivos, la renovación de los estudios y la construcción de nuevos platós en Prado del Rey, la sede de la corporación.

Hacienda también contempla  53 millones para atender los gastos del ente público en liquidación, la vieja estructura organizativa de RTVE, convertida ahora en una corporación cuyo accionista es la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), organismo dependiente del Ministerio de Hacienda.

Más información