Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La compra de vivienda se dispara y los precios registran su mayor alza desde 2007

En el mes de abril 35.199 casas cambiaron de manos, un 29% más que un año antes y la mayor cifra desde febrero de 2013

Construcción de viviendas en Madrid
Construcción de viviendas en Madrid

El sector inmobiliario recupera el pulso. En España se venden este año más casas y, además, más caras. Los precios de la vivienda no registraban una subida como la del primer trimestre de 2016 desde el año 2007 y la compraventa supera ya la barrera de las 35.000 viviendas —algo que no sucedía desde 2013—, tras apuntarse un alza del 29%. Después de ochos largos años de reestructuración, el mercado inmobiliario no cesa de crecer, aunque está aún lejos de las cifras récord alcanzadas en los mejores años del boom.

Los niveles de la burbuja son todavía cosa del pasado: en el primer trimestre de 2007 la subida de los precios fue el doble que la actual (13,1%) y las hipotecas medias eran mucho más elevadas. Además, entonces solo en el mes de mayo de ese mismo año se superaron las 75.000 unidades. Aunque ahora el movimiento del mercado sea menos frenético, lo que está claro es que tras años de vacas flacas está recuperando el ritmo y los precios, especialmente en comunidades como Madrid o Cataluña.

La compra de vivienda se dispara y los precios registran su mayor alza desde 2007

En el primer trimestre de 2016 es cuando los precios han acelerado su crecimiento hasta el 6,3%, muy por delante del 4,2% registrado en el cuatro trimestre de 2015, según las cifras del Instituto Nacional de Estadística. Son ya ocho los trimestres consecutivos desde que en 2014 el precio de la vivienda libre volvió a tasas positivas, con un repunte anual del 1,8%. El tirón de la demanda está teniendo su reflejo en los precios. "Para los potenciales compradores que siguen preguntándose si ha llegado la hora de comprar, la respuesta es un sí bastante rotundo. No obstante, habría que entrar en localizaciones específicas para ver el comportamiento del precio localmente y acertar de lleno con la adquisición", opina Manuel Gandarias, director del gabinete de estudios de Pisos.com.

El tipo de vivienda que más se ha encarecido ha sido la de segunda mano, que ha subido casi dos puntos y medio, hasta el 6,4%. La tasa anual de los precios de vivienda nueva es del 6,1%, tres décimas superior a la del trimestre anterior.

El precio no es un freno

Que las viviendas sean algo más caras cada mes no está impidiendo que se adquieran casas. De hecho, la compraventa aumentó un 29% en abril en relación al mismo mes de 2015, hasta sumar 35.199 operaciones, su mayor cifra desde febrero de 2013 (35.535 unidades), según el INE. Este indicador encadena tres meses consecutivos de alzas interanuales después de haber aumentado un 15,8% en febrero y un 16,8% en marzo.

La compra de vivienda se dispara y los precios registran su mayor alza desde 2007

Si se tiene en cuenta el primer trimestre  de 2016,  en España se vendieron 103.288 viviendas, según la estadística sobre transacciones inmobiliarias de viviendas del Ministerio de Fomento realizadas ante notario. Para encontrar un primer trimestre con más operaciones hay que remontarse al año 2010 (con un total de 107.079). El dato representa una subida del 20,7% frente al primer trimestre de 2015.

La vivienda vuelve a despertar interés gracias a la reapertura del crédito, la estabilización de los precios, las altas rentabilidades que ofrece el alquiler frente a los bajos tipos de interés y la leve mejoría de la economía. Pero los expertos creen que es pronto para hablar de recuperación. Fernando Encinar, jefe de estudios de idealista, señaló ayer que el crecimiento del 29% en el número de operaciones confirma "el buen estado de salud del mercado inmobiliario", que vuelve a la "normalidad". Y a pesar del salto, no cree que se esté formando otra burbuja. "En el mes de abril se vendieron un 58% menos viviendas de las que se compraron en el pico. Los bajos niveles de actividad sufridos en los últimos años explican que crecimientos tan importantes no resulten en absoluto alarmantes para la evolución futura del sector”.

Aunque la actividad se centra en viviendas de segunda mano (el INE considera las viviendas nuevas sin vender con dos años de antigüedad como viviendas usadas), en obra nueva el repunte también ha sido de dos dígitos. Las transacciones sobre viviendas usadas se incrementaron un 32,3% en tasa interanual, hasta totalizar 28.028 operaciones, mientras que la compraventa de viviendas nuevas aumentó un 17,6% en tasa interanual, hasta 7.171 transacciones.

Las casas libres siguen tirando del mercado. El 89,5% de las viviendas transmitidas por compraventa en el cuarto mes del año fueron viviendas libres y el 10,5%, protegidas. Las primeras subieron un 30% en abril en tasa interanual, hasta sumar 31.505 transacciones, mientras que las segundas avanzaron un 21%, con 3.694 transacciones.

Recuperación desigual por comunidades

Tras ocho años en los que no se compraba ni vendía una vivienda, el mercado inmobiliario se mueve con más garbo. Pero lo hace a dos velocidades. “La crisis ha dejado un mercado inmobiliario a dos velocidades y el comportamiento de los precios y de las compraventas seguirá siendo muy desigual. Los datos evidencian que lo peor ha pasado en Madrid, Cataluña, Baleares y buena parte de la costa mediterránea, pero en el resto del país el panorama no es tan alentador”, afirma Beatriz Toribio, responsable de estudios del portal Fotocasa.

Cuando se trata de las compraventas del mes de abril, el mayor número de compraventas de viviendas por cada 100.000 habitantes se dio en Comunidad Valenciana (138), Baleares (129) y Madrid (103). Andalucía fue la región que más operaciones sobre viviendas realizó en el cuarto mes del año, con 6.715 compraventas, seguida de Cataluña (5.465), Comunidad Valenciana (5.423) y Madrid (5.204), según el INE.

A años luz están otras regiones, donde la actividad ni siquiera llega al medio millar. Las comunidades que realizaron un menor número de compraventas de viviendas fueron La Rioja (250), Cantabria (371) y Navarra (467).

También es desigual el comportamiento de los precios. Todas las comunidades aumentan su tasa anual en el primer trimestre de 2016, excepto Castilla La Mancha y Extremadura, con bajadas de seis y nueve décimas, respectivamente. Los mayores incrementos se dieron en Madrid (9,7%) y Baleares (8,8%), mientras que los más moderados fueron los de Castilla-La Mancha (1,5%), Castilla y León y Extremadura (ambas con un alza del 1,7%).

Más información