Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La CNMV exigirá a las cotizadas más explicaciones por los sueldos de los ejecutivos

Albella critica la falta de mujeres en los consejos de administración de las empresas

Sebastián Albella, presidente de la CNMV, en el Foro del Consejero
Sebastián Albella, presidente de la CNMV, en el Foro del Consejero

La CNMV exigirá a las empresas a las que supervisa mayor información sobre su política de retribuciones a los altos ejecutivos. Así lo ha anunciado este martes su presidente, Sebastián Albella, en una intervención en el V Foro del Consejero organizado, un evento organizado por KPMG, IESE y EL PAÍS, con el patrocinio de AON y Heidrick&Struggles. Albella ha calificado de “limitada” la información que facilitan las empresas cotizadas en el informe anual de retribuciones y, por ello, y debido a la importancia que este asunto está tomando a nivel internacional por la crisis económica, la CNMV “trabaja en modificar” el actual informe sobre retribuciones para que las empresas “expliquen bien por qué sus ejecutivos cobran lo que cobran”.

Albella se ha referido a la política de retribuciones en las empresas en una intervención titulada Nuevos retos desde el regulador del mercado en la que ha repasado la actualidad de su organismo y ha hecho balance de los últimos dos años, en los que han estado vigentes la Ley de Sociedades de Capital y la ley de Gobierno Corporativo de Sociedades Cotizadas. Albella se ha detenido especialmente en la política de retribuciones de la dirección de las empresas porque, ha dicho, es un “tema sensible” a nivel internacional, “incluso desde el punto de vista político”, hasta el punto de que “es el segundo tema en número en los artículos de opinión de Financial Times en los últimos años”. “Se llama la atención sobre la distancia entre la remuneración de directivos y consejeros y el resto de trabajadores de la empresa”, ha dicho.

En este sentido, ha dicho que en España se ha avanzado mucho en los últimos años y cuenta con un sistema similar a los de Francia o Reino Unido, centrado en la transparencia, en el control por parte de los accionistas de la empresa y en alineamiento entre el equipo gestor y la propia marcha de la empresa. Pero también cree que se puede mejorar. “Estamos a buen nivel en reglas, pero hay que mejorar su aplicación”, ha dicho. Así, ha anunciado que la CNMV trabaja en “modificar el informe anual de remuneraciones” que las empresas grandes tienen que enviar al regulador para que tenga más claridad y sea más exigente. El objetivo, ha dicho, es que las empresas “expliquen por qué sus directivos cobran lo que cobran”. Estima que la información que dan actualmente es “muy limitada”.

En concreto, Albella ha afirmado que “deben explicar si se han cumplido los objetivos en los que se basan las retribuciones” y mejorar la información que se facilita sobre los programas de previsión o planes pensiones y mejorar la información sobre las indemnizaciones por cese o sobre las retribuciones en acciones y cuándo hacerlos efectivos. "No dan detalle suficiente sobre la consolidación de los fondos acumulados en los sistemas de previsión de ahorro a largo plazo ni detallan el momento en el que el consejero ejecutivo tiene derecho a percibir los fondos ejecutados", ha detallado. “Vemos carencias de información en algunas empresas en esos conceptos”, ha dicho.

También se ha referido a la presencia de mujeres en los consejos de administración y ha tirado de las orejas a los directivos de empresas presentes en el foro. El objetivo es que haya un 30% de mujeres consejeras en 2020, pero “llevamos mucho retraso, deberíamos incluso estar un poco avergonzados” porque en 2016, el número de mujeres en sociedades cotizadas era del 16%, del 22,5% en el Ibex, “pero lejos de lo recomendado”. Por ello, ha animado a que “las empresas se apliquen de verdad a conseguir el objetivo” del 30%. Y ha puesto a la CNMV como ejemplo: “En la CNMV, son el 42%”, ha dicho.