Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Airbus desarrolla ‘drones estibadores’ para descargar barcos

Los aparatos descargan los paquetes directamente de los contenedores sin necesidad de que el buque atraque en el puerto

Airbus presenta su estrategia con drones en el Media Day, celebrado en Toulouse.
Airbus presenta su estrategia con drones en el Media Day, celebrado en Toulouse.

Airbus está probando un nuevo tipo de drones (aparatos que vuelan teledirigidos) capaces de descargar paquetes directamente desde los contendores de los barcos a sus destinatarios finales, sin necesidad de que el buque atraque en el puerto, con el consiguiente ahorro en costes, según señalaron fuentes del fabricante europeo que celebra en Toulouse su convención con medios de comunicación.

Estos nuevos drones estibadores ya se están probando en Singapur y forman parte del programa Skyways Proyect firmado con la autoridad de aviación civil del país asiático. El aparato, del tipo octocóptero (ocho alas rotatorias), recoge la carga del contenedor, la porta en su parte inferior, y vuela hasta su destino por pasillos aéreos predeterminados. La capacidad de carga está entre dos y cuatro kilogramos y los aparatos están programados para recargar sus baterías automáticamente.

La utilización de drones estibadores para la descarga de buques no solo ahorra costes sino también tiempo debido a la congestión que sufren muchos puertos como el de Singapur, en los que los barcos aguardan largas esperas para poder entrar a las terminales de descarga.

El grupo europeo acaba de constituir Airbus Aerial, una filial de servicios comerciales con drones con sede en Atlanta, y oficinas en Europa, que centrará su actividad en el desarrollo de nuevos servicios de imágenes, y avanzada tecnología aeroespacial.

Prototipo del dron octocóptero de Airbus.
Prototipo del dron octocóptero de Airbus.

Airbus no quiere perderse este incipiente negocio de los aparatos autotripulados con gran capacidad de crecimiento, pero mucho más abierto a la competencia que la fabricación de aviones comerciales o militares, debido a la menor inversión que se necesita para el desarrollo de los aparatos. Siemens, Thales o General Electric ya están desarrollando este tipo de aparatos.

Sus clientes son las grandes compañías de distribución como Amazon, Walmart o la china JD, que ya se han mostrado interesadas en convertir a los drones en los repartidores del futuro.De hecho, DHL estaba al comienzo en el proyecto de Singapur, aunque actualmente solo siguen en el mismo Airbus y el servicio postal del país asiático. Además, del desarrollo tecnológico, el principal problema para este segmento de negocio es la ausencia de una regulación específica para el vuelo de este tipo de aparatos en la mayor parte de los países.

Preocupación por Qatar y el ‘Brexit’

Por otra parte, el consejero delegado de Airbus, Tom Enders, ha mostrado su preocupación por las “incertidumbres geopolíticas” como el veto contra Qatar impuesto por Arabia Saudí y otros países musulmanes del Golfo, y las negociaciones ", así como por las negociaciones entre Reino Unido y Bruselas ante un eventual 'Brexit duro'. "Cualquier interrupción en cualquier región madura o de mercado que es relevante para nosotros es un motivo de preocupación", indicó.

Enders precisó que Airbus no está demasiado expuesto a cualquier crisis de Oriente Medio, aunque la zona supone el 13% de los pedidos. El conflicto con Qatar ha provocado que aerolíneas como Flydubai, Etihad o Saudia hayan suspendido vuelos al emirato.

En cuanto al Brexit, el directivo de Airbus ha señalado que sus dos fábricas en el Reino Unido (Filton y Broughton) están entre las más eficientes, y espera que no se levanten barreras arancelarias y que se mantengan la política de cielos abiertos.

El consejero delegado señaló que siguen avanzando en las negociaciones con los diferentes Estados participantes del programa del avión de transporte militar A400M para reducir las penalizaciones por el fuerte retraso que acumula este proyecto, tras el accidente que sufrió en mayo de 2015 en Sevilla, que costó la vida a cuatro personas.

Airbus ha reconocido negociaciones con países del Extremo Oriente como Malasia, Indonesia y Tailandia para venderles este aparato, que acumula unos sobrecostes de 7.000 millones de euros.

35.000 aviones en 20 años

Airbus prevé que en los próximos veinte años la industria aeronáutica mundial entregará 34.899 aviones por un total de 4,7 billones de euros (5,3 billones de dólares), según ha señalado este viernes el director de ventas de Airbus, John Leahy, en una presentación a los medios.

La flota de aviones de pasajeros se ampliará hasta 40.120 unidades en 2036 desde las 18.890 actuales, lo que supone un repunte del 112 %, según informe Global Market Forecast de Airbus.

El consorcio europeo espera que el tráfico aéreo crezca un 4,4 % en los próximos veinte años, ligeramente por debajo del 4,5 % al que apuntaban sus previsiones para el período 2015-2035. Sin embargo, el volumen de entregas aumenta frente a los cerca de 33.000 nuevos aviones, por 5,2 billones de dólares, que preveía el informe del año pasado.

De los 34.899 aviones que Airbus prevé que se entregarán en los próximos veinte años, 24.810 serán de pasillo único, el 71% del total, y el resto de fuselaje ancho, aunque el valor de estos últimos será mayor, al concentrar el 54 % del total.

Las aerolíneas utilizarán 22.030 nuevos aviones para el crecimiento de sus flotas (el 60% de las entregas totales), mientras que 12.870 servirá para la renovación de las mismas (el 40 %). Según las estimaciones de Airbus, en 2036, se alcanzará la cifra de 7.400 millones de pasajeros, de los que 6.400 corresponderán a países emergentes y en desarrollo, un 5,8% más, y 1.000 millones a economías avanzadas, un 3,2% más.