Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Motos viejas con malos humos

La edad media del parque de motocicletas y ciclomotores español supera a la de Italia

Más de la mitad de los ciclomotores que circulan en España tienen más de 10 años (como el que aparece en primer plano en la foto). 
Más de la mitad de los ciclomotores que circulan en España tienen más de 10 años (como el que aparece en primer plano en la foto). 

Hace cuatro años las motocicletas y ciclomotores con más de 10 años apenas llegaban a ser un tercio del parque total. A finales de 2016 han superado ya el 50% y para 2020 se aproximarán al 60%. La cifra es todavía más alarmante si se tienen en cuenta únicamente los ciclomotores, ya que, según las previsiones de la consultora MSI, al final de esta década serán el 86% los que hayan superado los dos lustros de vida.

La media de edad de las motocicletas en España se sitúa en 14,7 años, según César Rojo, presidente de la patronal del sector, Anesdor, "muy por encima de otros países de su entorno con características similares, como Italia, con un parque de 8,6 años de media". Y aunque reconoce el sólido crecimiento del sector durante el pasado ejercicio, con un incremento de las matriculaciones del 16% y más de 170.000 unidades vendidas, señala que se encuentran lejos de su objetivo de sostenibilidad, fijado en 250.000 unidades, además de tratarse de "un ritmo de matriculaciones insuficiente para renovar el parque". En ese sentido insiste el secretario general de la Asociación, José María Riaño, que apunta: "Con esas cifras de ventas tardaríamos 20 años en renovar el parque de motocicletas en nuestro país".

Motos viejas con malos humos

Y si hace unos días se reunían en un foro sectorial los representantes de las grandes patronales automovilísticas: Anfac (fabricantes), Aniacam (importadores), Faconauto (concesionarios), Ganvam (vendedores) y AER (empresas de renting), para solicitar "una fiscalidad que incentive la movilidad sostenible sin comprometer las ventas", en Anesdor no quieren ser menos y no cesarán en su empeño de solicitar "una reforma del actual marco fiscal que contribuya a esa renovación inaplazable del parque". Según Riaño, "lo ideal sería reducir esa media hasta los 10 años en una primera fase y luego alcanzar el objetivo de 7 años".

Para ello, quieren subirse también al carro de las ayudas, por lo que llevan ya algún tiempo reivindicando "la puesta en marcha de un plan de incentivos a la adquisición de motocicletas y ciclomotores nuevos". Unas medidas que, "además de favorecer la reducción de las emisiones de los vehículos de dos ruedas, aumentarían la seguridad de los motoristas". Por lo que instan a la Administración a reconocer esos beneficios y "fomentar el uso de la moto en la movilidad urbana a través de políticas concretas en el ámbito de la seguridad vial y el medio ambiente". Una demanda a la que se suma el secretario general de la patronal europea del sector, ACEM, Antonio Perlot: "Es esencial que las autoridades nacionales y europeas reconozcan el papel de los vehículos y fomenten su uso a través de políticas inteligentes en áreas como la fiscalidad, la movilidad urbana o la seguridad vial".

Una reducción del 50% en las tasas que se abonan a la Dirección General de Tráfico, la supresión del impuesto de matriculación o cambios de criterio en la fiscalidad, basándose en la potencia en lugar de en la capacidad, son algunas de las demandas concretas de Anesdor. En ese sentido, denuncian la paradoja de que una escúter de 300 centímetros cúbicos pague más que un coche de 1.100. También figura en su lista de demandas la inclusión del ciclomotor en el Plan Movea, de ayuda a la compra de vehículos eléctricos, y "que se eleve el precio máximo del vehículo para acceder a esas ayudas".

Motos viejas con malos humos

Unidades eléctricas

Las motos eléctricas han experimentado un crecimiento considerable en 2016 y representan el 0,8% del mercado, una cifra superior a la de los turismos eléctricos (0,4%), "con pocas ayudas de la Administración", puntualiza Riaño, convencido de que "con un estímulo por parte del Gobierno, la moto eléctrica aumentaría su cuota de mercado". Una apreciación en la que coincide Gerardo Cabañas, director general de la plataforma AutoScout24: "Aunque el gasto en combustible de una moto eléctrica es tres veces menor que el de una moto de gasolina, lo cierto es que hace falta un plan de ayudas que incentive de verdad la adquisición y contribuya a la implantación de esta movilidad alternativa".

Así, el arranque del año presenta dos caras muy distintas en las matriculaciones "eléctricas" de dos ruedas ya que, mientras las motocicletas han registrado una caída del 56% en el primer trimestre, los ciclomotores han aumentado sus ventas en un 85%, alcanzando las 330 unidades. Es más, el consejero delegado del Grupo Torrot, una de las escasas marcas a las que ha quedado reducida la producción casi testimonial de motocicletas en España, saca pecho al señalar: "Con 56 unidades hemos sido la marca con más vehículos eléctricos matriculados en enero, por encima de los coches". Y destaca también el papel que están desempeñando las compañías de vehículo compartido (sharing) en este segmento y que en su caso le suponen "casi la mitad de la producción del año". Con cinco de ellas han firmado ya la entrega de 2.500 unidades de su escúter eléctrico, Muvi, antes del verano y "con una de ellas, española, nos hemos comprometido a entregarle más de 1.000 unidades a lo largo del año".