Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

España, el tercer país mejor situado para atraer capital tras el ‘Brexit’

Madrid se coloca como quinta ciudad más atractiva para la inversión extranjera y Barcelona la décima

Vista del Big Ben de Londres. EFE

España mantiene el pulso. En estos momentos es el tercer país mejor situado de Europa para recibir la inversión extranjera que abandone Reino Unido a consecuencia de Brexit. Por ciudades, Madrid se sitúa como la quinta ciudad más atractiva de Europa, mientras que Barcelona se queda como la décima, según el informe European attractiveness survey: Plan B... for Brexit de EY publicado este martes.

Los países que más atraen a los inversores, cuando se produzca la salida de Reino Unido de la UE, son Alemania (54% de los entrevistados) y Holanda (33%). España, Francia e Italia empatan en la lucha por ser el tercer destino al acumular a su favor el 8% de los entrevistados. Este es el resultado de la encuesta de EY a 254 altos ejecutivos de empresas con inversiones en Europa que tenían que escoger cuál era el país al que se relocalizaría la empresa a la que pertenecen al salir de Reino Unido a consecuencia del Brexit.

En cuanto a las ciudades, la pregunta es diferente: el informe recoge a las ciudades mejor colocadas para atraer inversión, pero no con motivo de la relocalización por la salida de Reino Unido. Así, las ciudades más atractivas para los inversores extranjeros son Londres (54%), que se mantiene como líder para las compañías que quieren llevar a cabo negocios en Europa a pesar de las consecuencias que pueda tener el Brexit, París (48%), Fráncfort (21%), Berlín (21%) y Madrid (11%).

"Europa permanece fuerte. Muchas de las empresas consideran que las nuevas tecnologías y los cambios geopolíticos y demográficos ofrecen oportunidades y, en este sentido, España está trabajando cada vez más para consolidarse como un buen destino de inversión", asegura Llorenç López, socio responsable de desarrollo de negocio de EY. A pesar de este trabajo en España para atraer a empresas, todavía cuenta con obstáculos con respecto a Alemania, según explica Emilio González, profesor de economía de ICADE: "Las principales desventajas son la lentitud de la justicia y la regulación laboral. En Alemania ya están cambiando su normativa de los trabajadores y adaptándola a necesidades de la City".

El estudio de EY muestra como la relocalización de parte o toda la actividad de Reino Unido es una posibilidad real. De hecho, el 14% de las empresas afirma que relocalizarán todo o parte de su actividad en otras ubicaciones. Asimismo, el 71% de los ejecutivos consultados, que proceden de Europa, América del Norte y Asia, afirman que ya sufren los impactos del Brexit en al menos una de sus áreas de negocio. Los más sensibles al impacto de la salida de la UE son los servicios financieros, la alta tecnología y las empresas de mediano tamaño (entre 150 y 1.500 millones de euros de facturación). A pesar de todo ello, los encuestados aseguran que Reino Unido mantendrá ventajas competitivas muy fuertes tras el Brexit.

Principales amenazas

Otro de los datos que se extraen del informe de EY es que el 96% de las empresas no están preparadas para los cambios regulatorios y de organización asociados al Brexit. Entre los inversores de fuera de la UE con intereses en Reino Unido, el 10% también reconoce que no dispone todavía de un plan para reaccionar a las posibles turbulencias del Brexit.

Entre las grandes amenazas que advierten los ejecutivos destaca la volatilidad de los mercados (37%), la inestabilidad política y económica de la UE excluyendo al Brexit (32%) y el propio impacto de la salida de Reino Unido de la UE (28%). A pesar de estas amenazas, más de la mitad de los inversores extranjeros encuestados (56%) planea invertir en Europa en los próximos tres años. Un porcentaje que aumenta hasta el 72% en el caso de las empresas de servicios financieros y hasta el 69% en el sector de la tecnología.

El turismo y la automoción española, pendientes del 'Brexit'

Casi la mitad de las empresas españolas (45%) afirma que tienen algún tipo de exposición a Reino Unido, según el estudio de KPMG La empresa española ante el Brexit publicado este martes. Los sectores más expuestos son la automoción (65%), industrial y químico (64%) y el sector de turismo (63%). En los dos primeros casos predomina una relación comercial vía exportaciones (38% y 41% respectivamente), mientras que en el sector del turismo la vinculación está más diversificada.

Asimismo, casi ocho de cada diez empresas (78%) no tienen todavía un plan de contingencia para hacer frente a las consecuencias del Brexit. A pesar de ello, esta cifra puede cambiar en las próximas fechas. Según el estudio realizado con respuestas de 2.906 altos ejecutivos de empresas radicadas en España, un 43% tiene previsto realizar un proyecto contra los posibles efectos en un periodo corto de tiempo. Por sectores, el financiero es el que más se ha anticipado, con un 55% de las empresas que ya cuentan con un plan trazado. Los sectores que se encuentran menos expuestos son el de los servicios profesionales (23%) y las constructoras e inmobiliarias (27%).

Más información