Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El número de multimillonarios crece un 8% en España con la recuperación

Un total de 508 personas declaran tener bienes y derechos valorados en más de 30 millones de euros

El número de multimillonarios crece un 8% en España con la recuperación

El número de multimillonarios no ha dejado de crecer en España ni durante lo peor de la crisis y con la recuperación económica han tomado un nuevo impulso. Un total de 508 personas declararon al fisco tener propiedades valoradas en más de 30,05 millones de euros en 2014, según la estadística del impuesto sobre patrimonio difundida este martes por la Agencia Tributaria. La cifra muestra que el número de súper ricos aumentó un 8% respecto al año anterior, lo que supone que 37 personas se incorporaron a este selecto club de acaudalados.

El incremento de los que reconocen tener más de 30,05 millones de euros es el mayor de entre todos los grupos de renta, lo que refleja un crecimiento de la desigualdad social y económica como advierten diferentes estudios de destacados organismos internacionales. De hecho, se han duplicado desde que estalló la Gran Recesión, hace casi una década.

La estadística del impuesto de patrimonio también muestra que los contribuyentes que declaran una base imponible del impuesto de entre 48.000 euros y 60.000 euros descendió un 18%. En realidad, se desconoce si han salido por tener menos bienes que declarar o por lo contrario, porque han aumentado su patrimonio y han pasado al siguiente escalón. Con carácter general existe una reducción sobre la base imponible de 700.000 euros, además la vivienda está exenta hasta los primeros 300.000 euros (hay que tener en cuenta que se puede deducir la deuda hipotecaria del valor).

En total 181.874 españoles (un 1,9% más) declararon bienes y derechos por importe de 555.538 millones de euros, un 3,4% más que el ejercicio anterior. La mayor parte de esta riqueza se encuentra en acciones y participaciones en empresas no cotizadas (223.894 millones de euros). Otros 75.094 millones se encuentra en acciones en sociedades de inversión colectiva (sicav). Los españoles más pudientes reconocen tener 53.848 millones de euros en sus cuentas corrientes.

La estadística muestra que los españoles con una situación más desahogada confiesan tener inmuebles y fincas valorados en 99.549 millones de euros. Además, aseguraron al fisco ser titulares de 10.758 millones en bienes afectos a actividades económicas; otros 10.264 millones en seguros y rentas, y 14.371 en otros bienes y derechos.

Entre las curiosidades destaca que los españoles que presentaron esta declaración reconocen poseer joyas, pieles, vehículos, embarcaciones y aeronaves valoradas en 602 millones de euros. Y otros 503 millones en objetos de arte y antigüedades.

Las comunidades recaudaron 937 millones de euros por este impuesto, solamente ocho millones más que el año anterior, pese al aumento de los declarantes (un 1,9%) y de la base imponible (4% más). La mayor parte de esta recaudación procede de los contribuyentes que tienen entre 1,5 millones y seis millones de euros. Aunque los más pudientes, los que declaran más de 30 millones, fueron los que, obviamente, más pagaron de media: 461.872 euros.

Declaración de bienes en el extranjero

El aumento del patrimonio declarado por los españoles es menor del que podía esperarse por las decisiones de las autoridades tributarias para aflorar la riqueza oculta. El Gobierno aprobó en 2012 una amnistía fiscal, que afloró unos 40.000 millones. En 2013 puso en marcha la declaración de bienes en el extranjero, una declaración fiscal que obliga a registrar todos los bienes y derechos que tienen los españoles en otros países bajo la amenaza de sanciones muy exigentes. Desde entonces, los contribuyentes han declarado tener casi 98.000 millones en el exterior. Ante estas dos medidas, muchos españoles decidieron repatriar sus bienes lo que hubiera hecho pensar en un mayor aumento de los bienes declarados en el impuesto de patrimonio.

No obstante, la estadística de este tributo hay que tomarla con cierta cautela y no reflejan la realidad patrimonial de los españoles. La estadística procede de las información que recopila la Agencia Tributaria de las declaraciones que realizan los contribuyentes y pueden no contener toda la información bien porque la omitan para defraudar o porque mediante técnicas de elusión fiscal la trasladen a sociedades instrumentales o a otros países más opacos. La estadística es incompleta por la propia regulación del impuesto, cedido a las comunidades, que tienen competencia para regular su funcionamiento. Por ejemplo, la Comunidad de Madrid, gobernada por el PP, solo exige que presenten la declaración a los que tengan bienes valorados en más de dos millones de euros, lo que deja fuera a muchos millonarios.

Patrimonio, en riesgo de supresión

El impuesto de patrimonio es particular y controvertido. Esta cedido a las comunidades autonomías que han legislado sobre él variando la liquidación en función del territorio donde se resida. Este impuesto está parcheado.

Fue suprimido por el Gobierno de Zapatero en 2008, que decidió bonificar la totalidad de la cuota del impuesto y eliminó la obligación formal de presentar la declaración. Pero lo recuperó temporalmente en 2011 y 2012, ante el azote de la crisis. Desde entonces, el Ejecutivo popular de Rajoy lo ha ido renovando año a año en la ley de presupuestos. Madrid es la única comunidad que mantiene la bonificación del 100% y no recauda nada por esta figura tributaria.

En los de 2016, aprobados el año pasado a toda prisa, se volvió a ampliar la vigencia del impuesto hasta 2017, por lo que si el Gobierno no toma nuevas medidas el impuesto desaparecerá el próximo año.

El Gobierno pretende prorrogar los presupuestos de este año para el próximo. Hacienda asegura que lo hará sin tocar nada, sin un decreto ley de acompañamiento que recoja los cambios imprescindibles. En ese caso, las comunidades autónomas dejarán de recaudar por este tributo los 937 millones de euros, que recaudaron en 2014.

Más información