Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El paro sube en agosto tras destruirse 144.997 empleos

La afiliación a la Seguridad Social pierde 144.997 cotizantes mientras el desempleo registrado aumenta en 14.435 personas

Cola de desempleados ante una oficina de empleo en Madrid. REUTERS ATLAS

El número de parados registrados ha aumentado en agosto en 14.435 personas respecto al mes anterior y se sitúa en los 3,697 millones, rompiendo con cinco meses consecutivos de mejoras. Este dato se antoja algo mejor que el de 2015, cuando la cifra engordó en 21.679 personas. Pero parece bastante peor que el de 2014, cuando subió en 8.070 personas, y que el de 2013, año en que el desempleo incluso descendió en 31 personas. Salvo por ese año 2013, agosto siempre arroja incrementos del desempleo porque muchos sectores interrumpen su actividad y pierde fuelle la contratación estival que impulsa el turismo.

Aunque quizás la peor noticia reside en la destrucción de empleo sufrida en la Seguridad Social. Muchas ramas como la industria, los cursos de verano, las academias de recuperación, la construcción o las actividades artísticas paran en agosto. Y eso se ha traducido en que la afiliación media pierda 144.997 ocupados y descienda hasta los 17,699 millones. Por más que la pérdida de afiliación sea habitual en este mes, esta caída supone la mayor de un mes de agosto desde el año 2008.

El paro sube en agosto tras destruirse 144.997 empleos

En este mes también concluyen muchos contratos generados para atender la demanda del turismo. En este sentido, llama la atención cómo en el último día del mes se produjeron 282.298 bajas, una cantidad muy elevada pero por debajo de los 333.107 bajas del mismo día del año anterior. 

En términos anuales, la creación de empleo sigue siendo robusta al avanzar un 3,02%, unas tasas similares a las de incremento del PIB y que implican que buena parte del crecimiento económico se destina a la creación de empleo. No obstante, se aprecia una cierta desaceleración respecto al 3,19% que se anotó de alza en agosto de 2015. Mientras que en agosto del año pasado se crearon 531.378 puestos de trabajo en términos interanuales, este agosto la cifra ha disminuido ligeramente hasta los 519.096 afiliados.

"Los registros del mercado de trabajo mostraron en agosto una evolución algo peor que la esperada. Descontada la estacionalidad, las estimaciones de BBVA Research indican que la afiliación aumentó en 15.000 personas mientras que el desempleo se redujo en 34.000. Ambas cifras suponen una desaceleración, al menos puntual, respecto a las registradas hasta el mes anterior", explican Juan Ramón García y Camilo Andrés Ulloa en una nota de BBVA Research.

Debido a las sustituciones de verano, la afiliación se incrementó sobre todo en actividades sanitarias y servicios sociales, con 13.837 ocupados más. La hostelería también arrojó un saldo positivo de 11.855 trabajadores añadidos. Sin embargo, estos motores no tiraron lo suficiente como para compensar la sangría de las demás parcelas: destacan la educación, con 58.052 menos por el fin de las clases de verano; la industria manufacturera, que pierde 20.470 ocupados por las vacaciones de agosto; las actividades artísticas, recreativas y de entretenimiento, con una reducción de 12.921, y la construcción, que encaja una disminución de 12.011 afiliados. El sistema especial agrario experimentó un descenso de 18.932 afiliados. Y el régimen de Autónomos suprime 13.330 afiliados y se queda en los 3,191 millones. Como apunta el Ministerio de Empleo, se trata de sectores que habitualmente se detienen en agosto y luego reanudan su actividad en septiembre.

Contratos y tasa de cobertura 

Por comunidades, el paro registrado sube en once comunidades, entre las que destacan Comunidad Valenciana (6.451), Cataluña (4.424) y Madrid (3.159). Por el contrario, baja en otras seis encabezadas por Galicia (-2.412), Canarias (-1.884) y Navarra (-707). 

El número de contratos registrados alcanza los 1,451 millones, lo que supone el mayor número de contrataciones de toda la serie histórica en un mes de agosto. La cifra aumenta un 16% en relación con agosto de 2015. Y las contrataciones con carácter indefinido avanzan un 31% respecto al año anterior. Sin embargo, el porcentaje de contratos indefinidos sobre el total sigue en el 7,24%, esto es 105.129 contratos. Casi el 40% de estos contratos indefinidos se originaron por conversión de otro contrato. Y el 30% de los contratos indefinidos fue a tiempo parcial.

"Lo más llamativo ha sido la aceleración de la contratación en tasas del 16% debido a un excepcional mes del turismo. Durante los últimos ocho meses, la contratación ha crecido un 8% respecto al mismo periodo de 2015, un año que ya de por sí fue muy bueno. Además, en estos ocho meses se han firmado 1,1 millones de contratos indefinidos en España, un 13,95% más. Es decir, la indefinida avanza más que la temporal", explica Valentín Bote, director del servicio de estudios de Randstad.  

La proporción de desempleados que mantienen una prestación baja prácticamente un punto porcentual en un año y se coloca en los 2,003 millones, el 57,7% de los desocupados frente al 58,5% contabilizado doce meses antes. Es decir: 1,693 millones no perciben ninguna ayuda. De los dos millones que cobra algún tipo de subsidio, 811.050 se benefician aún de la prestación contributiva; 824.945 reciben el subsidio de paro; 224.716, la renta activa de inserción; 118.545, el subsidio agrario y 24.339, el programa de activación para el empleo. Por otra parte, el gasto mensual en prestaciones se ha rebajado un 10% anual hasta los 1.510 millones de euros.