Selecciona Edición
Iniciar sesión

Orange y Vodafone pisan los talones a Movistar

Las compras de Jazztel y Ono hacen peligrar el dominio en el móvil de Telefónica

El dominio de Movistar en el mercado de la telefonía móvil ha sido casi absoluto en España. Pero esa preponderancia está a punto de llegar a su fin. Orange y Vodafone, tras las adquisiciones de Jazztel y Ono, respectivamente, le están pisando los talones. Por número de líneas, Movistar conserva un 30,6% de cuota de mercado, pero Orange ya ha alcanzado el 27,2% y Vodafone el 25,5%, según los datos del pasado mes de enero de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC). Los procesos de fusión han provocado que el 83,3% de los clientes de móviles esté en manos de tres compañías.

La CNMC ha agregado por primera vez en sus estadísticas los clientes de Jazztel y Orange por una parte, y los de Vodafone y Ono, por otra, tras haber finalizado los procesos de fusión de estas compañías. Y la fotografía que ofrecen estos datos es muy singular. El pastel del mercado de la telefonía móvil se ha partido en tres porciones prácticamente iguales, rompiendo el dominio tradicional de Telefónica por número de líneas, aunque no por ingresos, donde Movistar sigue venciendo con notable ventaja a sus rivales.

Con datos de enero pasado, Movistar posee 15,56 millones de líneas, tras perder más de 400.000 en el último año. Orange, gracias a la compra de Jazztel, da el gran salto y se sitúa con 13,8 millones mientras que Vodafone apenas ha notado la incorporación a su cartera de los clientes móviles de Ono y se mantiene en los 12,94 millones.

Orange alcanza el 27,2% de cuota frente al 30,6% de Movistar

El pinchazo se produce en los llamados operadores móviles virtuales (OMV), los que alquilan la red, que, una vez que Jazztel y Ono han salido de esta categoría pierden más de un millón y medio de abonados. La figura de los OMV se deshincha. Frente a las más de 20 compañías que surgieron cuando se regularon estas empresas para aumentar la competencia, apenas quedan cinco o seis con una cartera aceptable. Y algunos de ellos como PepePhone, tienen el cartel de venta.

Los operadores con red han creado sus propias segundas marcas para hacerles frente en el mercado del prepago y el bajo coste. Movistar creó Tuenti; Orange compró Simyo y lanzó Amena y Vodafone inventó Lowi. Es decir, que pese a la proliferación de marcas comerciales, las líneas se concentran en manos de tres operadores.

Venta de Yoigo

Por su parte, Yoigo, una vez que ha renunciado a dar servicios de banda ancha fija, y ha reafirmado su vocación móvil apenas ha variado en el último año. En enero de 2016, mantenía 3,32 millones de líneas y el 10,6% del mercado. En este panorama, TeliaSonera, su máximo accionista, parece que está dispuesto otra vez a escuchar ofertas para su venta. MásMóvil, el operador móvil que va a lanzar su oferta convergente, puede ser el primer candidato con la ayuda de Zegona, el fondo de inversión propietario de Telecable.

No obstante, esa igualdad en número de clientes no se equipara cuando se miran los ingresos, donde Movistar mantiene una notable ventaja. Aunque la CNMC no da datos mensuales de facturación, con las cifras del tercer trimestre Telefónica factura (tráfico y banda ancha móvil) un 14,2% más que Vodafone y un 46% más que Orange, debido a que los clientes de Telefónica son de mayor valor, y compensa la pérdida de líneas con el consumo mensual más alto de sus abonados.

En enero, Vodafone ganó 41.110 líneas móviles; Orange sumó 43.280 líneas y Movistar perdió 37.170. Yoigo registró un aumento de 7.159, mientras que los operadores móviles virtuales (OMV) perdieron más de 30.000 líneas.

El parque de líneas móviles totales se incrementó en enero en 23.032 líneas, gracias al aumento registrado en pospago (+104.935) que compensó la bajada de prepago (-81.903 líneas), y cerró el mes con una cifra de 50,7 millones de líneas móviles, lo que supone un 0,4% más que en enero de 2015.

Por otro lado, se portaron 486.701 números móviles, lo que supone un 7,4% menos que el volumen registrado en el mismo mes de 2015. Todos los operadores, excepto Movistar, registraron este mes de enero saldos netos de portabilidad positivos.

Dominio absoluto de Telefónica en fibra

El dominio de Telefónica en la fibra óptica es casi absoluto. Tiene la red desplegada más amplia y el mayor número de clientes. Del total de 3,3 millones de líneas activas de fibra óptica hasta el hogar (FTTH) que existen, más del 70% son clientes de Movistar (2,3 millones).

En total, el parque de banda ancha fija (ADSL, cable y fibra) aumentó en 42.046 líneas en enero hasta un total de 13,22 millones y una penetración de 28,5 líneas por cada 100 habitantes.

En este mercado, la concentración también es muy grande. El 95% de las líneas de banda ancha fija está en manos de los tres principales operadores. Pero Movistar (43,9%) supera notablemente a sus rivales Orange (28,6%) y Vodafone (22,6%).