Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Abengoa sube un 34% en Bolsa ante la cercanía del fin de la negociación

El próximo 28 de marzo vence el plazo para que la compañía andaluza evite el concurso de acreedores

ampliar foto
Campus Palmas Altas, sede de Abengoa en Sevilla

Los títulos B de Abengoa suben a media sesión casi un 35% hasta los 0,375 euros, ante la proximidad del fin de las negociaciones de la empresa con los acreedores previsto para el próximo 28 de marzo. Ese es el plazo del que dispone la compañía andaluza de renovables para evitar el concurso de acreedores.

La empresa y los acreedores mantienen en marcha las negociaciones para salvar a la empresa y hacer frente a su enorme deuda corporativa bruta que a finales de 2015 ascendía a 9.300 millones de euros. La sociedad dispone de 20 días para alcanzar un acuerdo con el 75% de los acreedores. Fuentes conocedoras de las negociaciones han explicado este martes a la agencia de noticias Efe que uno de los puntos importantes son los intereses que se aplicarán a las necesidades de liquidez de Abengoa para los próximos dos años y que la compañía cifró en 1.130 millones de euros, a los que se sumarían 525 millones adicionales en garantías.

Junto a estas necesidades de liquidez, la denominada "solución global" debe fijar la reestructuración, accionarial y de negocio, de la compañía con el límite del 28 de marzo para evitar el concurso y tras despejarse la semana pasada algunos escollos que mantenían estancadas las negociaciones.

Unos escollos que giraban en torno a la participación que Inversión Corporativa, la sociedad de la familia Benjumea y otros socios fundadores, buscaba mantener tras el proceso de reestructuración y que, finalmente, podría diluirse hasta el 5% desde el 51% actual y frente al 12% que reclamaban inicialmente.

Junto a esto, también se despejó el camino con la salida definitiva del expresidente Felipe Benjumea del grupo y que llevó aparejada la sustitución del presidente: Antonio Fornieles asumió el cargo hasta entonces ocupado por José Domínguez Abascal.

El plan de reestructuración de Abengoa prevé la reducción a un tercio de la deuda mediante diversas opciones, entre ellas la capitalización de préstamos, que daría a los acreedores el control de la compañía.

Abengoa, que comunicó unas pérdidas de 1.213 millones en 2015, se acogió al preconcurso de acreedores el pasado mes de noviembre asfixiada por graves problemas de liquidez con una deuda bruta de 9.395 millones de euros y pagos pendientes a proveedores por 4.379 millones.