Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Las ventas de cava caen un 1% por el descenso del mercado español

El sector contiene la bajada gracias al auge de las exportaciones que aumentaron un 7,5%

El presidente del Consejo Regulador del Cava, Pere Bonet (centro), ayer junto al resto de miembros de la entidad.

El sector del cava facturó el año pasado 1.020 millones de euros, lo que supone un descenso del 0,97% respecto a 2014, según el Consejo Regulador del Cava. El menor consumo en España explica ese descenso, que el sector en parte compensó con un incremento de las exportaciones. El presidente del consejo, Pere Bonet, negó que ese retroceso se deba a ningún boicot por el proceso independentista catalán en el resto de España, puesto que esta circunstancia se da por descontada desde hace tiempo. Y sin embargo, el sector no halla una explicación convincente: el consumo subió durante los tres primeros trimestres y se frenó de forma abrupta en la recta final del año, que suele ser buena para el cava. Por ello, Bonet dijo que las empresas acogieron con “sorpresa” esa caída.

Las compañías del sector vendieron 244,12 millones de botellas en todo el año, lo cual supone un 0,76% más que durante el ejercicio anterior. Ese salto de dos millones de botellas se debe al incremento de las exportaciones. En concreto, se vendieron 157,2 millones de botellas (el 64%) en los mercados extranjeros. En cambio, en España las ventas por unidades bajaron el 0,8%, que contrasta con el crecimiento del 7,5% que experimentaron en 2014. Al respecto, Bonet pidió que se fomente el consumo de cava más allá de las fiestas señaladas, como la Navidad.

El cava se exporta a 140 países. El que mayor cuota concentra es el alemán, que consume 33 millones de botellas (el 8,29% más que el año anterior). Le siguen Bélgica (30,1 millones), Reino Unido (27,9 millones) y Estados Unidos (19,7 millones). Bonet resaltó, de hecho, que el cava es líder mundial dentro de los vinos espumosos de exportación. El sector ve especialmente necesario incrementar las ventas de productos premium. Bajo esta categoría se producen 29,2 millones de unidades, de las cuales 24,5 millones de botellas son Reserva y 4,7 millones, Gran Reserva.