Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Enagás gana 413 millones en 2015, un 1,5% más

Se compromete a mantener un crecimiento anual del dividendo del 5% hasta 2020 y prevé elevar un 0,5% su beneficio en 2016

Enagás obtuvo un beneficio neto de 412,7 millones de euros en 2015, lo que representa un 1,5% más que un año antes, según ha informado este martes la compañía a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). Este incremento del beneficio se sitúa por encima del crecimiento del 0,5% previsto por la compañía y ha estado motivado principalmente por la aportación de las filiales, los proyectos internacionales y la mejora del resultado financiero. La contribución de sociedades participadas al beneficio neto ha sido del 11,2%.

El resultado bruto de explotación (Ebitda) de la compañía gasista se redujo un 4,2%, hasta los 900,5 millones de euros, en tanto que el resultado neto (Ebit) ascendió a 602 millones de euros, con un ascenso del 2,1% sobre 2014. Los ingresos de Enagás decrecieron un 0,2% en 2015 y se situaron en 1.221,6 millones de euros.

La compañía ha destacado que los ingresos regulados del ejercicio 2015 (1.159,5 millones de euros) incorporan un año completo de reforma regulatoria, mientas que el ejercicio 2014 incorporó seis meses del actual marco regulatorio, lo que ha supuesto un impacto adicional de 59,6 millones de euros en 2015.

Dicho efecto en los ingresos regulados ha sido compensado en parte por la contabilización de 16,2 millones de euros de ingresos por la operación y mantenimiento del almacenamiento hibernado de Castor, según lo establecido en el Real Decreto-ley 13/2014.

Por su parte, las inversiones realizadas por la sociedad totalizaron 530,2 millones de euros, un 15,2% menos que en 2014. Del total de las inversiones realizadas el pasado año, 206,1 millones de euros han sido invertidos en España y 324,1 millones de euros correspondieron a inversión internacional.

El FFO (fondos de las operaciones) del ejercicio aumentó un 4% respecto al año 2014, fundamentalmente por mayores dividendos de sociedades participadas (48,9 millones de euros), un menor pago de impuestos como consecuencia de la aplicación de la reforma fiscal y a la contención de los gastos financieros, pese al incremento del nivel de deuda.

El endeudamiento financiero neto de la compañía a cierre del ejercicio se situó en 4.237,0 millones de euros, lo que supone un ratio de FFO sobre deuda neta del 16,4%. Con estos resultados, la compañía ha destacado que cumple los objetivos marcados para el ejercicio por noveno año consecutivo.

La demanda de gas natural crece a su mayor ritmo desde 2008

En 2015 Enagás realizó con éxito dos emisiones de bonos por importe total de 1.000 millones de euros. Dichas emisiones, junto a las operaciones de 'liability management' efectuadas, han permitido que a 31 de diciembre de 2015 la vida media de la deuda fuera de 6,6 años. Por otra parte, el coste neto medio de la deuda al finalizar el año 2015 se situó en el 2,7%, frente al 3,2% registrado en la misma fecha de 2014.

La demanda de gas natural del mercado nacional alcanzó 315.236 GWh, un 4,5% superior a la alcanzada en 2014, lo que supone el mayor incremento desde el año 2008. En concreto, la demanda para generación eléctrica creció un 18%, debido a la menor generación hidráulica, al aumento de la demanda eléctrica y a la mayor actividad de los ciclos combinados durante los meses de verano por las olas de calor registradas.

La demanda convencional, destinada a los sectores doméstico-comercial e industrial, aumentó un 2%, fundamentalmente por el crecimiento del 8% en el consumo de gas natural en los hogares.

Enagás se ha marcado como objetivo finalizar el ejercicio 2016 con un incremento del beneficio neto del 0,5% y realizar inversiones próximas a los 465 millones de euros. Además, su compromiso es repartir un dividendo con cargo al beneficio neto de 2016 de 1,39 euros por acción, lo que supone un incremento del 5% con respecto al año anterior.

En el periodo 2016-2020 Enagás prevé invertir una media anual de 400 millones de euros, en línea con lo previsto en la Actualización Estratégica 2015-2017. Asimismo, estima que el beneficio neto alcanzará una tasa media anual de crecimiento cercana al 2% hasta 2020. La compañía calcula que su negocio internacional representará en torno a un 25% del beneficio neto en 2020 y que los dividendos de estos proyectos pasarán de los 49 millones de euros de 2015 a 140 millones de euros en 2020.