Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

La OIT reclama que el salario mínimo en España suba un 10%

El organismo dependiente de la ONU pide que se haga en los próximos tres años

La Organización Internacional del Trabajo cree que en España hay margen para que suba el salario mínimo, ahora 655,2 euros al mes o 9172,80 euros al año. Calcula que hay un margen de subida de un 10%,"sin que perjudique a la competitividad y al empleo", según ha explicado en Madrid Raymond Torres, jefe del servicio de estudios del organismo dependiente de la ONU, y que el incremento debería ser gradual en dos o tres años y en anunciado para que los empresarios puedan ir adaptándose con tiempo.

En su informe sobre las tendencias del mercado laboral en todo el mundo en 2016, la OIT prevé que la tasa de desempleo en España siga con su tendencia a la baja de 2015 y pronostica que en 2016 el porcentaje caerá hasta el 19,5% y el próximo, al 19%. 

Constatado que en España la recuperación económica se está traduciendo en creación de empleo, Torres, director del Instituto Internacional de Estudios Laborales de la OIT, llama la atención sobre los datos que todavía pesan sobre el mercado laboral en España: una tasa de paro en el tercer trimestre de 2015 en el 21,1%, un porcentaje de desempleo juvenil del 46% y más de uno de cada cuatro asalariados con contrato temporal."Hay recuperación económica sin recuperación social", ha apuntado el director de la OIT en España, el antiguo sindicalista de CC OO Joaquín Nieto.

Para sostener este discurso, el orgnismo internacional apuntan que hay un 12,5% de trabajadores pobres. "La pobreza laboral es un creciente", señala Torres, que ha apuntado a las mujeres, las familias mono parentales y los niños como los colectivos más afectados. También subraya que el 29,2% de la población está en riesgo de pobreza, frente al 27,3% en 2013. 

Como consejo para apuntalar la recuperación y crear un empleo de más calidad y mejor pagado que aminorar los problemas sociales, la OIT propone "reorientar las políticas laborales", "facilitar el crecimiento de las empresas pequeñas (reformas tributarias, más créditos de los bancos a estas firmas...)", políticas sectoriales y tecnológicas, impulso de la economía verde y "repensar el sistema educativo".

Sobre la reforma laboral, la OIT ha pedido que antes de hacer cambio alguno "hay que evaluar lo hecho". No obstante, señala que la temporalidad sigue ahí y que la cobertura de los convenios ha disminuido.