Volkswagen elige a un exdirectivo de BMW para el negocio en EE UU

Hinrich Woebcken se pondrá al frente de la marca en su mayor mercado internacional tras el escándalo de las emisiones

La visita del consejero delegado del grupo Volkswagen la semana pasada a Estados Unidos acabó en un desastre. Matthias Müller volvió a Alemania sin conseguir el visto bueno de los reguladores a la solución técnica, que proponía para los vehículos diésel afectados por el escándalo de las emisiones. La compañía recurre ahora a un antiguo ingeniero de la marca rival BMW para dirigir su negocio en Norteamérica y tratar así de reconducir la situación.

El elegido es Hinrich Woebcken, que se pondrá al frente de las operaciones de Volkswagen en Estados Unidos, Canadá y México. Es una región clave para que el grupo pueda seguir luchando por liderar las ventas mundiales de coches frente a la japonesa Toyota. Su experiencia internacional, han señalado este martes, “aportará un contribución importante para el desarrollo positivo de la marca”. “El negocio en Norteamérica necesita ser enderezado”, ha insistido Herbert Diess, presidente de Volkswagen.

Hinrich Woebcken, de 55 años de edad, es un ingeniero industrial que durante una década trabajó para BMW, donde desempeñó varios cargos en la producción y la venta de coches. Eso fue entre 2004 y 2014. También trabajó para Krauss-Maffei y Dürr. En la actualidad era consejero delegado para la división de sistemas en la compañía Knorr Bremse. Volkswagen ha decidido que Michael Horn siga como presidente ejecutivo del grupo para América.

Volkswagen ya designó a Winfreid Vahland como consejero delegado para el mercado norteamericano, en el marco de la reorganización de la cúpula directiva que siguió tras estallar el Diesel Gate. Pero el nombramiento del entonces máximo responsable de Skoda duró pocos días porque decidió abandonar el grupo tras 25 años. Su renuncia supuso un serio revés en los esfuerzos de Volkswagen, dejando en el aire toda la reforma del negocio en Norteamérica.