El supervisor reclama “dictámenes vinculantes” sobre las reclamaciones

Hasta ahora más de la mitad de la banca ignora las quejas de los clientes aunque tengan razón

En la presentación de la Guía del Sistema Financiero de Afi con el patrocinio de Funcas, el subgobernador, Fernando Restoy, insistió en que es necesario “fortalecer” la función de protección del inversor con un sistema integrado en el nuevo modelo de supervisión financiera.

Restoy recordó una vieja reclamación de este organismo: “Sería recomendable que se pudiesen emitir dictámenes vinculantes” por parte de los servicios de reclamaciones, en referencia a los del Banco de España, la CNMV y la Dirección General de Seguros.

Hasta ahora, cuando los supervisores dan la razón a los clientes en sus reclamaciones, las entidades no están obligadas a cumplir con el dictamen. De hecho, solo un tercio de los bancos siguen las resoluciones del supervisor y todavía menos en el caso de la CNMV, organismo al que muchas instituciones ni siquiera responden a las cartas.

Restoy recordó que el Banco de España mantiene las competencias supervisoras sobre la solvencia de las entidades de crédito y también de su conducta, en cuanto a la comercialización de productos de préstamo y depósito, mientras que la CNMV vigila el funcionamiento de los mercados, supervisa la solvencia y la conducta de las empresas de servicios de inversión y de otros intermediarios, así como la comercialización de productos financieros.

Esta doble función es la que podría dar lugar a conflictos de interés en estos dos organismos, según Restoy, que se solucionarían con las nuevas funciones.

Más información