La OMT descarta que la incertidumbre política en España afecte al turismo

Rifai, el secretario general, cree superado el impacto en el sector de los atentados de París

La Organización Mundial del Turismo (OMT) no cree que la incertidumbre en España por la dificultad de formar un nuevo gobierno tras las últimas elecciones generales pueda tener un impacto negativo para su sector turístico durante 2016. La historia y la experiencia "nos han enseñado que situaciones de incertidumbres políticas de este tipo nunca afectan al desarrollo del turismo, y esto se ha visto en escenarios mucho más complejos que el que vive en estos momentos España", aseguró el secretario general de la OMT, Taleb Rifai en una entrevista con Efe.

España es un destino muy bien posicionado internacionalmente y, actualmente, "no veo ninguna razón por la que los turistas puedan dejar de viajar al país o los españoles contraer su consumo, una vez recuperado de la crisis", insistió Rifai. España ha cerrado 2015, "probablemente" el mejor año turístico de su historia, gracias a la llegada de 68 millones de turistas internacionales y el repunte de la demanda nacional, agregó. Además, señala que los españoles han aumentado sus viajes al extranjero, una tendencia que continuará al alza, convirtiendo de nuevo al país en un importante mercado emisor de turistas. España se ha consolidado en 2015 como el tercer destino más visitado del mundo, tras Francia y EEUU, y el segundo en cuanto a los ingresos por turismo, mientras que China, que relevó por tres años a España del tercer puesto mundial, crece desde 2014 a un ritmo menor. No obstante, a pesar de la inestabilidad de su mercado financiero, China sigue liderando el ránking mundial de países emisores, posición que Rifai está convencido de que mantendrá en el futuro.

La ralentización del crecimiento de la economía china tampoco ha afectado los resultados del turismo mundial, que apuntan a un incremento en el volumen de turistas por encima de la media anual del 3,8% prevista para la década 2010-2020, indicó.

Las cifras del turismo ni siquiera las han alterado las tensiones geopolíticas ni los atentados terroristas perpetrados en París en noviembre pasado, cuyo impacto negativo fue muy limitado en el tiempo y ya ha sido superado, explicó Rifai. "La gente puede evitar viajar al destino afectado en el corto plazo, pero luego vuelve a visitarlo, tal y como se ha visto en la capital francesa o en Túnez, Egipto, Turquía e Indonesia". Sin embargo, nuevas restricciones a los viajes sí tendrían un impacto muy negativo, por lo que la OMT espera que no sea ésta la tendencia que adopten los gobiernos de algunos estados ante las cada vez más numerosas voces que piden incluso cerrar las fronteras.

En cuanto a países marcados por el terrorismo como Túnez, Egipto o recientemente Turquía, se enfrentan a un desafío muy difícil e importante, aunque es "algo que conocen muy bien". Rifai precisó que Egipto puede dar lecciones a todo el mundo de cómo gestionar este tipo de situaciones, después de haber sufrido varios atentados en los últimos 15-20 años y no solo recientemente. En el caso de Turquía, donde esta semana han muerto 10 turistas, Rifai recordó que se trata de un destino bien posicionado, con casi 40 millones de llegadas internacionales al año, por lo que confía en que supere pronto esta situación.

"Tenemos que ayudar a esos países a través de la cooperación internacional y evitar que no sufran una doble penalización, porque hoy es en mi casa y mañana puede ser en la tuya", subrayó. En cuanto a la posibilidad de que este año aumente la llegada de turistas rusos a España por el conflicto político entre Moscú y Ankara, Rifai subrayó que ningún país puede construir su promoción sobre las pérdidas de otros, "no es algo sostenible a largo plazo". También dijo que la única razón por la que se ha contraído el consumo del mercado emisor ruso es la debilidad de su economía, y que cuando se recupere también lo hará la demanda turística.

Más información