Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

La creación de empleo se acelera en mayo con 213.015 afiliados más

El paro baja en 117.985 personas y deja el paro en 4,2 millones

La hostelería y las actividades administrativas las que más creen en cotizantes

Oficina del Servicio de Empleo en Barcelona. El País-LIVe! / Joan Sánchez

La creación de empleo se ha acelarado. En mayo la Seguridad Social acabó con 213.015 afiliados más, un 1,25% más sobre abril que elevó la cifra total hasta los 17.221.310 cotizantes. Fue el mejor mes en la serie histórica del instituto público desde julio 2005. También el paro acabó con un dato histórico: 117.895 desempleados menos son la mayor caída de un mayo en la serie. Los buenos datos conviven todavía con un alto número de parados: 4,2 millones registrados en las oficinas públicas. Además, en el empleo creado siguen teniendo un alto peso los contratos temporales (92,1%) y el trabajo por horas (35,57%).

La recuperación del mercado laboral ha entrado en mayo en velocidad de crucero. A la tradición que dicta que mayo es bueno para el empleo (la afiliación ha crecido en todos los meses de mayo de la crisis), se ha sumado la mejora económica. Entre ambos han convertido el pasado mayo en el que ha sido, probablemente, el mejor mes para el empleo de acuerdo con los registros de la Seguridad Social. Los 213.015 nuevos afiliados solo se superaron en los meses de mayo, junio y julio de 2005, unos meses en los que hubo una regularización extraordinaria de inmigrantes que requería la presentación de un contrato laboral, lo que contribuyó entonces a aflorar empleo sumergido.

La aceleración se nota también cuando se comparan los datos de mayo de 2015 con los de 2014. El aumento es de 592.937 cotizantes más, un incremento del 3,52%, seis décimas más que a comienzos de año. También en términos desestacionalizados —los datos en los que con fórmulas matemáticas se eliminan los altibajos de las temporadas turísticas o las campañas agrícolas— la cifra fue positiva, creció la afiliación 57.721 cotizantes.

En el otro lado de la moneda laboral, el desempleo, también salió cara. El paro bajó en mayo 117.985. Es el mayor descenso de la serie en este mes. En total el número de desempleados baja hasta los 4.215.031. Y lo mismo con el dato desestacionalizado: una caída de 34.160 parados.

Mejora generalizada

Del análisis detallado de sectores, sexo o edades se desprende que la mejora laboral prácticamente se ha generalizado. Por ejemplo, la afiliación creció en casi todas las ramas de actividad de la Seguridad Social, excepto en la Administración pública, que perdió más de 11.000 cotizantes, y sector del carbón, con un ligero retroceso de 29, cerraron el mes en negativo. En el otro lado, la hostelería fue la rama en la que más aumentó la afiliación, 68.417 trabajadores más. Le siguió la agricultura (29.498) y los servicios administrativos.

Una vez publicados los números, el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, que ya había adelantado el pasado sábado que las cifras iban a ser buenas —es habitual que lo haga alguien del Ejecutivo cuando los datos son positivos— afirmó que “la recuperación de la economía española no es algo coyuntural, sino estructural”. Y pronosticó que en 2019 llegará “la recuperación total” y se alcanzarán de nuevo los 20 millones de ocupados.

En los datos conocidos, también se observa la mejora laboral desde la perspectiva de la contratación, que el mes pasado creció un 7,8% respecto al año pasado. No obstante, en este punto también se observa el tipo de empleo que se está creando y este sigue siendo muy mayoritariamente temporal y con una presencia muy significativa de los puestos de trabajo a tiempo parcial. De hecho, los contratos temporales suscritos en mayo supusieron el 92,1% del total y los de empleo a tiempo parcial el 35,5%. Esta última modalidad supone el 34,7% de todos los nuevos contratos en lo que va de año.

Fijos a jornada completa

Estos números explican que, a pesar de que los afiliados indefinidos a jornada completa llevan casi un año creciendo, su peso específico mengua en el conjunto de la Seguridad Social. Según sus datos, en mayo este empleo pata negra apenas suponía el 48,5% de todos los cotizantes en el régimen general.

Este último dato es el que destacó CC OO en su comunicado, que alertó de que la mejoría de mayo es “insuficiente”. “Esa no puede ser la senda del crecimiento que este país necesita”, apostilló. En la misma línea, el otro gran sindicato, UGT, reclamó un “giro en las políticas económicas, de empleo y sociales”.

La patronal CEOE, por su parte, destacó que los datos eran positivos, aunque insistió en una de sus reclamaciones tradicionales: “Profundizar en el proceso de reformas, sobre la base del diálogo y la concertación social [...]. Los esfuerzos deben centrarse en dotar a las empresas de un marco regulatorio flexible”.

Más información