Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

La educación y la vendimia sostienen el mercado laboral en septiembre

El número de personas apuntadas a la Seguridad Social avanza en 12.182 afiliados

La mejora no se traduce en una caída del paro registrado, que sube en 19.720 personas

Opinión de Rajoy sobre la cifra del paro Atlas

El mercado laboral ha salido mejor del verano que en años anteriores. La Seguridad Social ha contado una media diaria de 12.182 afiliados más que en agosto, hasta los 16.661.704. Un leve incremento, pero suficiente para convertir el mes pasado en el mejor septiembre para la Seguridad Social desde 2006. Peor fueron las cosas por el lado del paro registrado, que subió en 19.750 parados —el menor repunte desde 2007— hasta los 4.447.650 apuntados en las oficinas públicas, según los datos divulgados por el Ministerio de Empleo.

En el ligero aumento del empleo el mes pasado, hay dos ramas de actividad que han resultado claves: la educación y la agricultura. En el primer caso, la explicación resulta casi obvia. En septiembre arranca el curso escolar y las plantillas de los centros educativos se refuerzan. No obstante, los más de 55.000 nuevos cotizantes de este sector superan los de otros años. Esto se debe principalmente a la creciente precarización de un oficio que, cada vez más, ve como en los meses de verano se rescinden los contratos de docentes para renovarlos de nuevo con el inicio del nuevo curso. En el caso de la agricultura, la subida llega por la temporada de la vendimia. Esto se puede comprobar al ver la evolución de la afiliación en comunidades autónomas como Castilla-La Mancha y La Rioja, donde la vid tiene más presencia.

A diferencia de lo sucedido con la afiliación, el paro registrado apunta un ligero deterioro el mes pasado. No obstante, hay que tener en cuenta que parte del aumento llega por la incorporación de mano de obra al mercado laboral: más de 11.000 nuevos parados proceden del colectivo llamado sin empleo anterior. Lo que evidencia este registro es el final de la temporada estival, el sector más castigado es el de servicios, con 41.000 desempleados más. No obstante, el saldo final mengua por el comportamiento positivo de la construcción, la industria y la agricultura.

A pesar del mal dato mensual del paro registrado, el resto de indicadores apuntalan la tendencia a una ligera mejora del mercado laboral que se aprecia desde hace meses. Tanto la afiliación como el desempleo suben si la comparación se efectúa en términos anuales. Y también cuando las cifras pasan por el tamiz de las fórmulas matemáticas para limpiarlas de la estacionalidad.

Sin embargo, la lectura diaria de la Seguridad Social avanza lo que puede ser a un mal octubre. La media de afiliados —la que suele emplearse porque es la que mejor refleja el estado real del instituto público y su recaudación durante el mes— arroja un saldo positivo. En cambio, al final del mes se contaron menos cotizantes que al comienzo. Esto se debe principalmente a la bajada masiva de afiliados el último día del mes (casi 160.000 menos en un solo día), algo muy habitual en el mercado laboral español y que, en ocasiones, esconde un uso fraudulento de la contratación.

Conocidas las cifras, el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, las utilizó para subrayar el cambio de tendencia: “Septiembre es un mes tradicionalmente malo por razones estacionales, pero ha sido el mejor septiembre desde 2007”. Pedro Sánchez, líder del PSOE, optó por fijarse en el incremento del paro registrado para poner en duda la recuperación anunciada por el Gobierno. “[Las cifras] demuestran que más que dudas evidentes sobre que la recuperación sea vigorosa tal y como la ha calificado Rajoy”,

Entre los datos conocidos, se observa otra vez la caída acelerada del gasto en protección por desempleo de este año, un fenómeno que adelanta lo presupuestado para 2015. En agosto, este dato se publica con un mes de retraso, la factura ascendió a 2.025 millones, un 17,8% menos de lo empleado el año pasado. Esto explica que la tasa de cobertura haya bajado hasta el 60,4%.

Estos números llevaron al sindicato UGT a reclamar que se refuercen las prestaciones por desempleo. CC OO optó por poner en duda que se esté creando empleo. Por su parte, la patronal mostró un tono contrario, al subrayar que “los datos muestran cierta tendencia favorable”.

Más información