Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

La OIT reclama que los sueldos vuelvan a subir en España

“Nuevos recortes salariales socavarían la demanda interna”, apunta el organismo

Cada vez más voces piden que se acaben las rebajas de sueldos en España. Los sindicatos lo reclaman desde hace meses; semanas atrás fue la OCDE; y ahora lo ha pedido la Organización Internacional del Trabajo (OIT). “No hay motivos que justifiquen nuevas reducciones en los ingresos laborales”, apunta en su informe España: crecimiento con empleo. El organismo internacional también señala alguna de las consecuencias de la reforma laboral, como por ejemplo, que ha hecho retroceder entre los asalariados la cobertura de los convenios. Y, además, reclama reformas e inversión en las políticas activas y en los Servicios Públicos de Empleo, “el talón de Aquiles de las políticas del mercado de trabajo en España”.

El documento que ha presentado presentó en Madrid la OIT comienza señalando que las cosas van mejor. Y así lo admitió su director general, el antiguo sindicalista británico, Guy Ryder: “Las cifras permiten señalar que la salida de la crisis está cada vez más cerca”. Pero a continuación apunta las consecuencias de una crisis que ha destruido casi cuatro millones de puestos de trabajo y da una serie de consejos que, en su opinión, harían esa salida más rápida y traerían empleo de calidad. Y uno de esos consejos tiene que ver con los sueldos.

“Los salarios en términos nominales han disminuido desde 2012, lo que indica una caída incluso mayor en términos reales [descontado el efecto de la inflación]”, explica el informe del órgano dependiente de la ONU, formado por sindicatos, empresarios y gobiernos. “Nuevos recortes salariales socavarían la demanda interna por encima de cualquier beneficio que pudiese surgir en términos de aumento de las exportaciones”, continúa. La OIT no cifra cuánto deberían subir los salarios. No obstante, sí que ofrece un parámetro al que agarrarse: “Tanto como permita la productividad”.

A un lado y otro de Ryder durante la presentación, se encontraban los líderes de sindicatos y patronal, que durante estas semanas han intensificado las negociaciones para la renovación del pacto salarial. ¿Cuándo? “Allá por el mes de noviembre deberíamos alcanzar una conclusión, cree Cándido Méndez, de UGT. Y tanto él como Ignacio Fernández Toxo apuntaron que esperan un cambio de tendencia. “Los pobres con empleo crecen en España”, alertó el líder de CC OO. “Cada vez es más habitual ser trabajador y pobre”, insistió su homólogo en UGT.

En relación directa con el análisis y las recomendaciones que hace la OIT sobre los salarios, está el repaso que hace de la negociación colectiva tras la aprobación de la reforma laboral de 2012 y sus consejos. “Resultados preliminares apuntan que la cobertura de trabajadores ha disminuido”, explica el informe. “Asimismo se ha identificado que la estructura de la descentralización está relacionada con índices de empleo más altos. Además, se ha observado que mayor desigualdad salarial está relacionada con la descentralización de la negociación colectiva”, explica.

Para remediar este punto, el órgano tripartito internacional apuesta por establecer “convenios sectoriales de calidad y el establecimiento de directrices de coordinación”. Este consejo es contrario al cambio legal de 2012, ya que en él se dio prevalencia a los pactos fraguados en las empresas por encima de los logrados en sectores.