Linde quitará a la Fábrica de la Moneda la producción de billetes

La FNMT lleva 74 años editando el papel moneda para el Banco de España

Exposición sobre la nueva cara del euro que se celebró en el Banco de España. /

La Fábrica Nacional de Moneda y Timbre (FNMT) está preparando su 400 cumpleaños, pero algunos creen que el acto no será del todo feliz porque se ven cambios en el horizonte. El Banco de España ha decidido asumir la fabricación de billetes por primera vez en su historia. Desde 1940, esa labor la realizaba la FNMT en exclusiva, pero el organismo dirigido por Luis Linde quiere adaptarse a la Directiva Europea de Orientación de 2004 y creará su propia fábrica de billetes de euros adquiriendo maquinaria y contratando empleados de la Fábrica. UGT considera que la medida supondrá la pérdida del 25% de la plantilla de la FNMT, unos 400 empleados, mientras que desde el Ministerio de Hacienda, propietario de la Fábrica, afirma que no habrá despidos.

El problema se ha originado por la normativa del Banco Central Europeo (BCE) que exige a los bancos centrales que sean propietarios de la fábrica de billetes si quieren imprimir su cuota en euros, según fuentes próximas a la operación. Si no son dueños, el BCE obliga a que saquen a concurso la fabricación de billetes entre las fábricas autorizadas, entre las que están las de otros países. De hecho, en Europa es relativamente frecuente que los bancos centrales controlen las fábricas de moneda.

Ante esta situación, el Banco de España ha decidido crear una nueva fábrica, controlada en un 80% por el supervisor y el 20% restante, la FNMT, según UGT, con las máquinas y empleados procedentes de la Fábrica. Se cree que la nueva fábrica será una realidad en 2015 o 2016.

El supervisor se adapta así a una normativa europea sobre papel moneda

Fuentes del ministerio de Hacienda comentaron que esta solución no dañará a la FNMT porque la nueva empresa contratará a sus empleados y recuerda que la producción de billetes “es el 40% de la facturación. El Banco de España solo producirá euros y la Fábrica realizará los billetes para otros países, sellos, loterías, quinielas, papel timbrado, etc.”. La FNMT, considerada una de las mejores del mundo, tiene contratos con países africanos y de América Latina para la producción de billetes y de papel moneda.

Sin embargo, los representantes de los trabajadores no ven la historia tan feliz. La Federación de Servicios Públicos de UGT cree que esta decisión “sin precedentes” supondrá la marcha directa de unos 125 trabajadores de la FNMT para la producción de billetes y casi otros 275 por la caída de labores administrativas, servicios generales, informática, laboratorio, diseño y otras.

Según UGT, los trabajadores tendrían peores condiciones que las actuales de los empleados del Banco de España. También denuncian el enorme costo que tendría que crear una nueva fábrica por las fuertes medidas de seguridad que precisa. “Esta medida no se entiende ni sostiene desde un punto de vista económico, laboral y social, y perjudica gravemente a ambas entidades, más aún cuando existen otras opciones beneficiosas para ambas instituciones”. La Fábrica producirá en 2014 unos 1.100 millones de billetes y ahora está volcada con los nuevos de 10 euros.

Desde Hacienda se insiste en que la decisión no va contra la Fábrica, que ganó alrededor de 20 millones en 2012. Como muestra, señalan que el viernes el Consejo de Ministros aprobará una inversión de unos 27 millones para maquinaria de fabricación de papel moneda. De todas formas, se rompe una tradición histórica y se abre un nuevo camino.

Más información