Los tramos de renta pasan de siete a cinco y baja el gravamen para todos

Todas las rentas a partir de 60.000 euros reciben el mismo tipo

Los contribuyentes de 60.000 a 175.000 euros pagarán más que en 2011

Los tramos en los que se estructura el impuesto sobre la renta de las personas físicas (IRPF) pasarán de siete a cinco, y el Gobierno reduce el gravamen en cada uno de ellos, incluido el más alto, que pasará del 52% al 45% en 2016, según ha explicado el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, en rueda de prensa. La diferente estructura complica la comparación de los tramos. El nuevo sistema que queda tras la reforma fiscal divide en más partes las rentas de hasta 60.000 euros, pero a partir de ahí las trata a todas por igual.

Por abajo, los contribuyentes que ganan menos de 12.000 euros al año dejarán de tributar. El Gobierno calcula que en esta situación hay 1,6 millones de contribuyentes. De ellos, añaden desde Hacienda, 750.000 ni siquiera tendrán que presentar solicitud de devolución pues no se les practicará retención.

En cuanto al resto, los primeros 12.450 euros pasarán a tener un gravamen del 20% en 2015 y del 19% en 2016, el segundo de, de hasta 20.200 euros, tendrá un tipo del 25% en 2015 y del 24% en 2016; el tercer (hasta 35.200) del 31% y el 30%; el cuarto (hasta 60.00 euros) hasta el 39% y el 37% y a partir de los 60.000 euros (47% y 45%).

Antes, los sietes tramos tenían un tipo máximo del 52% en 2012 y del 45% en 2011 (antes del recargo aprobado por el Gobierno en 2012) para más de 300.000 euros y un mínimo del 24,75% (24% en 2011) para el tramo de de hasta 17.707 euros.

Los tramos de renta de entre 20.000 y 30.000 euros obtienen menos alegrías: antes formaban parte de un tramo con gravamen del 30% en 2012 (28% en 2011, antes del recargo) y ahora están en el tramo que pagará 31% en 2015 y 30% en 2016. No obstante, como lo que tributan hasta esos 20.000 euros ha bajado más, sus gravamen también desciende.

Los segundos contribuyentes menos beneficiados se ven por la reforma son esos que tiene rentas de entre 60.000 y 175.000 euros, ya que pagarán más de lo que pagaban en 2011 (antes del  recargo que aprobó el Gobierno en 2012) y un tipo muy parecido al de 2012. Antes de la reforma presentada hoy, el tramo de rentas de entre 53.407 y 120.000 euros tenían un tipo del 47% en 2011, cuando los tipos de las rentas de más de 60.000 pagarán un tipo igual, del 47% el año que viene, y un 45% en 2016. Antes del la subida de 2011, pagaban menos, un 43%.

En cuanto a la tarifa media general, es decir, el tipo medio entre 2011 y 2016 baja en todas las rentas hasta los 50.000 euros.

Más información