Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
CONSEJO de MINISTROS

El Gobierno pone límites a la financiación colectiva a través de internet

Los inversores no podrán aportar más de 3.000 euros por proyecto ni 6.000 euros por plataforma

La vicepresidenta del Gobierno con el ministro de Economía EFE

El Gobierno dio este viernes el primer paso para regular la aportación colectiva a proyectos a través de la red conocida como crowdfunding. Esta medida, incluida en un anteproyecto para el fomento de la financiación de las pymes, limitará las contribuciones por inversor a 3.000 euros por iniciativa y 6.000 por plataforma. El objetivo, según el Ministerio de Economía, consiste en “impulsar una nueva herramienta de financiación directa de proyectos empresariales en sus fases iniciales de desarrollo y proteger a los inversores”. La normativa se ha desarrollado "en línea con las consultas realizadas en otros países de nuestro entorno", dice el Ministerio.

Esta fórmula de mecenazgo colectivo, destinada en principio solo al crowdfunding empresarial, refleja, en cualquier caso, el intento del Ejecutivo de afianzar vías de financiación no bancaria, “en línea con las consultas realizadas en otros países de nuestro entorno”.

Los límites al crowdfunding se incluyen en una normativa para facilitar el crédito a las empresas

Este modelo, ya asentado en el mundo anglosajón, mueve cerca de 900 millones de euros al año, según la consultora Massolution. El sector, aún incipiente en España, acogió la medida con cierto optimismo de fondo por el simple hecho de que el Gobierno haya decidido regular esta actividad. Xavier Olivella, presidente Asociación Española de Crowdfunding destaca que el anteproyecto excluye la financiación colectiva de proyectos culturales y sociales, que en España representan el 70% de esa actividad. “Hay aspectos que no están acabados de afinar, quizá por falta de cultura de este tipo”, señala. Pero tanto Olivella como Arturo Cervera, fundador de la plataforma de préstamos Comunitae, cuestionan los límites impuestos a las aportaciones. “Con una ley así a nivel internacional, desaparecería todo el sector”, lamenta Cervera en un comunicado.

Los límites al crowdfunding se incluyen en el Anteproyecto de Ley (APL) para el Fomento de la Financiación Empresarial cuyo objetivo, según el Gobierno, "es hacer más accesible y flexible la financiación a las pymes y, en particular, sentar las bases para fortalecer las fuentes de financiación directa".

Fuente de impuslo para la cultura

El crowdfunding es un fenómeno relativamente nuevo que nació en Estados Unidos gracias a internet. En este país es donde se ubican las grandes plataformas del sector, como Kickstarter, la pionera y más importante de las empresas que se dedican a poner en contacto a emprendedores y creadores con los potenciales mecenas. Su desarrollo ha ido ligado principalmente de la mano de proyectos de creación cultural. Un reciente ejemplo de ello fue la película española El Cosmonauta, aunque ha tardado cinco años en llegar a la distribución.

El Ejecutivo también aprobó este viernes un anteproyecto sobre entidades de capital riesgo que pretende facilitar la financiación de empresas en sus primeras etapas de desarrollo y expansión, lo que se conoce como start up, mediante instrumentos de capital y deuda. “Este tipo de entidades”, señala el Ministerio de Economía, “invertirán al menos un 70% de su patrimonio en pymes, además de participar en la gestión y aportar asesoramiento”.

Más información