Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fomento prevé licitar obras en carreteras por 1.000 millones antes de verano

El Ministerio llevaba más de 800 días sin contratar trabajos de conservación de firmes

Tramo del Cuarto Cinturón de circunvalación de Zaragoza.
Tramo del Cuarto Cinturón de circunvalación de Zaragoza. EFE

La ministra de Fomento, Ana Pastor, ha anunciado este lunes que su departamento tiene previsto sacar a licitación en los próximos meses obras de carreteras por importe de 600 millones euros, y actuaciones de conservación y mantenimiento de estas vías por un total de 410 millones de euros antes del verano. Con ello, el Ministerio pondrá fin a una racha de más de 800 días sin licitar ningún contrato de mantenimiento para reposición de firmes.

Según datos de la patronal de grandes constructoras Seopan, la licitación de proyectos por el conjunto de las administraciones públicas se desplomó un 38% en el primer trimestre del año, tras cerrar 2012 en mínimos históricos (unos 7.400 millones de euros, un 46% menos) y encadenando seis años consecutivos de retrocesos.

Durante su intervención en el VII Encuentro del sector de las infraestructuras, Pastor ha señalado que el Ministerio de Fomento va a seguir licitando obra nueva en carreteras "en la medida de nuestras posibilidades". Entre los nuevos contratos de carreteras, Pastor ha hecho referencia a 16 de obra que se adjudicaran en los próximos meses y que abarcan actuaciones en la A-8, A-7 y en la A-2 en su tramo de conexión con Francia.

En el marco de las actuaciones de conservación y mantenimiento de carreteras, Fomento tiene previsto sacar a licitación antes del verano 32 contratos por 410 millones, de los que ya se han licitado distintos paquetes por 133,7 millones y 64 millones de euros, respectivamente. Asimismo, la ministra ha señalado otros 15 contratos de mantenimiento por 230 millones que se licitarán después del verano.

Financiación alternativa

Durante su intervención, Pastor ha reiterado la apuesta de su Departamento por atraer inversión privada para las obras públicas y recordó su objetivo de lograr que el capital privado aporte el 16% del total de la inversión estimada hasta el horizonte de 2024 en su Plan de Infraestructuras, Transporte y Vivienda (PITVI). En este sentido, ha explicado que sigue trabajando con la banca institucional (BEI) y el Ministerio de Economía para mejorar la financiación de los proyectos, y estudiando nuevas fórmulas para lograr recursos como los recién constituidos proyect bond europeos. Su objetivo, ha destacado, es que se estrenen este verano.

Por otra parte, la ministra ha confirmado que las empresas públicas españolas Adif, Renfe y la firma de ingeniería Ineco estarán en el consorcio que pujará por la construcción del tren de alta velocidad entre Río de Janeiro y São Paulo, el proyecto de mayor envergadura que se plantea actualmente en Brasil.

La banca marca distancias

Desde la banca, representantes de las principales entidades españolas han coincidido en marcar distancias entre su actividad y la financiación de infraestructuras, para destacar por ejemplo la necesidad de que ganen protagonismo entidades no bancarias. En el mismo foro que Pastor, el director de Proyect Finance Europa de BBVA, Carlos Fernández Almazán, ha explicado que hay un cambio en el panorama en el sector, con una convergencia del mercado europea hacia esquemas de financiación similares a los de América del Norte.

Por su parte, el subdirector general de Banco Santander, Mariano Olmeda, ha señalado que hay que "aceptar, asumir y valorar de otra manera" el riesgo de financiación, e ir hacia "soluciones novedosas". Además, puso de manifiesto la importancia de admitir que en España "nos hemos pasado de frenada" en materia de infraestructuras, y ha advertido de que hay “que digerir carreteras, túneles o aeropuertos".

Mientras, el director de Mercados de Capitales de Bankia, Rafael Garcés, ha indicado que con la regulación Basilea III "prestar para infraestructuras nos va a costar mucho más dinero". Así, ha apuntado que la financiación de infraestructuras pasa por la vía de los bonos o a través de fondos, por ejemplo.

 

El Ministerio 'no dejará caer' a las autopistas de peaje en quiebra

La ministra Pastor ha garantizado que su Departamento "no permitirá que caiga el sistema concesional español, considerado como el mejor del mundo", en referencia a la decena de autopistas de peaje que actualmente afrontan un riesgo de quiebra, con una deuda total de casi 4.000 millones de euros.

Según fuentes del sector, Fomento trabaja en la constitución de una sociedad pública, dependiente de la también pública Seittsa, que asumirá las nueve autopistas en problemas. Las concesionarias y constructoras actualmente titulares de las vías tendrían una participación del 20% en el capital de la empresa.

La caída de los tráficos por la crisis y los sobrecostes de expropiación que afrontaron constituyen los principales problemas de estas autopistas (entre las que figuran las radiales de Madrid, la que conecta con el aeropuerto de Barajas, la Ocaña-La Roda, la Madrid-Toledo o la Cartagena-Vera, entre otras), de las que cinco están en concurso de acreedores.

Más información