Draghi pide a Rajoy un plan fiscal creíble

El presidente del BCE defiende que gracias a las reformas las cosas están mejorando

"La frustación de algunos sectores de la población es comprensible", afirma

Iniciativa-Els Verds cuelga cuatro vídeos grabados en secreto durante su intervención inicial

Mario Draghi, en su comparecencia ante los medios en su visita a España / FOTO: GORKA LEJARCEGI VÍDEO: EL PAÍS-LIVE

Mario Draghi pudo este martes comprobar de primera mano el clima social que algunas de las heridas más graves de la crisis están causando entre los españoles: una mezcla rara de enfado, desánimo y sobre todo frustración. Mientras en la calle protestaban los activistas contra los desahucios, el presidente del Banco Central Europeo (BCE) compareció en el Congreso de los Diputados para reconocer los avances y reformas llevados a cabo en España, que sufre su segunda recesión económica en tres años, pero también para dejar claro que la austeridad sigue siendo necesaria y que la estabilidad de los mercados demanda hojas de ruta concretas a los países de la Eurozona. Es precisamente la falta de concreción en los programas de ajustes lo que en varias ocasiones los inversores han recriminado al Gobierno de Mariano Rajoy desde que llegó al Gobierno.

El banquero destaca las “señales de mejora” de la economía

“Es importante que haya un plan fiscal a medio plazo, con información detallada con los recortes en de gasto y los potenciales aumentos de impuestos. Es algo esencial para todos los países”, dijo en respuesta una pregunta sobre las medidas llevadas a cabo hasta ahora en España y sus efectos. “He venido a escuchar y también a reconocer todos los esfuerzos que están llevando a cabo en España. Somos plenamente conscientes de que la población lo está pasando mal, como los que han perdido su puesto de trabajo”, había reconocido unos minutos antes. Aunque Draghi destacó los avances en la reestructuración bancaria o la flexibilización del mercado de trabajo con la reforma laboral, apuntó que el camino es “complejo” y que “ningún país europeo ha terminado su trabajo”. Draghi atendió a la prensa tras comparecer a puerta cerrada ante los diputados en respuesta una invitación de la Cámara para explicar las políticas del BCE, tal y como hizo ante el Bundestag alemán en noviembre.

Mario Draghi: "No me hubiera importado que fuera una comparecencia pública" / VÍDEO: ATLAS

Se reunió después en Moncloa con el Rajoy y se vio en el Congreso con el gobernador del Banco de España, Luis María Linde, que también escuchaba al banquero italiano en la rueda de prensa. Después de que España tuvo que solicitar el rescate de Europa para la banca, el BCE y Bruselas han diseñado la reforma que cambiará de arriba abajo el mapa financiero español y pone al sector bajo la vigilancia del organismo del Fráncfort. “España tiene probablemente el mejor sistema de saneamiento de la zona euro”, apuntó el presidente del BCE. Draghi reconoció el “enorme progreso obtenido” por España. “Si observamos los progresos alcanzados por ustedes, tienen que felicitarse por ello”, enfatizó, pero admitió que las mejoras no han calado en la sociedad. Los ciudadanos “no deberían sentir que han sido abandonados a su suerte”, señaló.

Destacó indicadores positivos como la mejora de los mercados financieros y las exportaciones. “Pese a estas señales de mejora, el ajuste aún no está produciendo un efecto visible en la vida diaria de las personas. Por ello, la frustración de algunos sectores de la población es comprensible”, había admitido un rato antes frente a los diputados.

“El sistema español de saneamiento bancario es el más avanzado”, afirma

El presidente del BCE calmó el acoso de los mercados a la deuda pública española el pasado verano al anunciar un programa de compra de bonos para los países con problemas que pidieran el rescate europeo. Draghi reiteró que esta ayuda solo puede darse si los Estados solicita ese mecanismo de rescate. Por otro lado, advirtió de la necesidad de recuperar la competitividad de la zona euro. “La idea de ‘contratos negociados de competitividad y crecimiento’ o ‘contratos de reformas’ podría ser muy útil a este fin, puesto que se centran en la adopción de medidas en ámbitos clave para la recuperación de la competitividad”, dijo a los diputados sin dar más detalle.

Los grupos manifestaron la preocupación por la sequía crediticia. El socialista Valeriano Gómez pidió al BCE que emulase en transparencia la Reserva Federal, que hace públicos debates de sus sesiones, mientras que el diputado de Izquierda Plural Alberto Garzón lamentó que el BCE no lleve a cabo planes de estímulo como sí hacen otros bancos centrales con otro tipo de mandatos. El diputado del PNV Pedro Azpiazu criticó Draghi viniera para decir que España “debe pagar” la deuda y “cumplir la penitencia”.

Tabletas, inhibidores y YouTube

Algunos parlamentarios españoles dieron este martes buena cuenta de sus tabletas iPad. Los grupos parlamentarios de la oposición denunciaron la colocación de inhibidores de frecuencia en el Congreso de los Diputados para evitar —solo a medias— que algún diputado pudiera retransmitir por vía o a través de redes sociales una comparecencia, la de Mario Draghi, cerrada a cal y canto: sin cámaras, ni grabaciones, ni actas. Los diputados de Izquierda Plural habían criticado esta “falta de transparencia” y habían advertido de que lo retransmitirían por vídeo y por Twitter. Los vídeos fueron colgados en su página web poco después de acabar la comparecencia inicial de Draghi.

Uno de los vídeos grabados por ICV en la intervención de Draghi a puerta cerrada

El presidente de la sede parlamentaria, Jesús Posadas, argumentó que copiaban el diseño de la comparecencia que el presidente del BCE en el Parlamento alemán y asumió la responsabilidad de “las medidas” adoptadas. “He intentado que no se retransmitiera en directo”, dijo.

Uno de los vídeos grabados por ICV en la intervención de Draghi a puerta cerrada

Draghi no le echó ningún capote a Posadas al asegurar que “sinceramente”, para él, “no había ningún problema” en que su comparecencia fuera pública, y que, dado que su discurso se había difundido igualmente a través de YouTube, no creía “que nadie se haya perdido nada”. El BCE, además, publicó su discurso inicial en Internet.

“Nos imaginábamos algo así y teníamos el plan B, grabarlo con el iPad y subirlo a YouTube”, explica el diputado de ICV Joan Coscubiela. PSOE, IU-ICV, UPyD elevaron una queja formal a Posadas por bloquear la red del Congreso ante la reunión con Draghi.

“Los bancos ya pueden prestar”

La sequía crediticia impide romper el círculo vicioso de austeridad, consumo y recesión en el que se ha metido España, pero el presidente del BCE, Mario Draghi, dejó este martes claro que este estrangulamiento no se debe a la debacle financiera que ha vivido el país. “Hoy los bancos españoles están bien capitalizados y en posición de prestar”, apuntó, no en vano recordó que España concentra el 30% de los créditos de todo el Eurosistema, cuando antes de la crisis recibía el 6%. Son unos 300.000 millones de euros que equivalen a un 28% del producto interior bruto (PIB) español.

Sin embargo, aunque ya se han solucionado los problemas de capitalización, lo que sí persisten son los riesgos “de que el deudor no devuelva lo que debe”, y este peligro se debe sobre todo a la situación económica del país, en segunda recesión en tres años, y con la deuda que estos deudores ya tienen contraída. “La deuda existente es un obstáculo, pero en la segunda parte del año se producirá una recuperación modesta y lenta” en la eurozona que ayude a los flujos de crédito en España.

El coste de los créditos para las empresas españolas sigue muy elevado en comparación con la media de la eurozona. Si un crédito inferior a un millón de euros y con vencimiento a 10 años firmado el pasado noviembre pagaba un interés medio del 6,06% en España, en la eurozona se pagaba una media del 4,04% y en Alemania del 3,67%.

Y ADEMÁS...

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

IMPRESCINDIBLES

Un regreso apresurado

La vuelta de Grecia a los mercados no garantiza su continuidad ni la sostenibilidad de la deuda pública

“Estoy decepcionado con la unión bancaria”

El magnate George Soros asegura que se ha perdido una gran oportunidad

Chile quiere ser potencia alimentaria

El país quiere invertir para impulsar sus vinos, salmones y frutos secos

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana