Goldman Sachs aprueba el ajuste del Gobierno pero advierte de su impacto sobre el crecimiento

El banco estima que el PIB caerá un 1,5% en 2012 y afirma que el déficit previsto del 8% puede ser mayor

ÁLICIA GONZÁLEZ Madrid 3 ENE 2012 - 14:30 CET

El plan de ajuste aprobado por el nuevo gobierno "es una fuerte señal que ratifica el compromiso de España con el ajuste fiscal" pero "las medidas conllevan el riesgo de aumentar los ya de por sí vientos en contra sobre el crecimiento español". Es el dictamen elaborado por el banco de inversión Goldman Sachs, en su primera valoración sobre las medidas anunciadas por el Ejecutivo en el Consejo de Ministros del pasado 30 de enero. Un plan que Andrew Benito, analista que firma el informe, admite que supera las expectativas previstas. "Será clave para España cómo se combinan estas medidas con un marco a más medio plazo de ajuste fiscal, reformas estructurales y crecimiento", puntualiza.

Goldman Sachs admite que a la vista del plan aprobado, "el ajuste fiscal [del nuevo gobierno] puede ir más allá de lo previsto", con un coste de los recortes y las subidas de impuestos equivalente al 1,5% del PIB, con el fin de compensar "las noticias negativas asociadas con la revisión al alza del déficit para 2011". Además, recuerda que el desequilibrio del 8% anunciado por el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, es una estimación susceptible de ser revisada. Según Benito, las subidas de impuestos "son muy progresivas" y cree que algunas medidas, como hacer de esos incrementos algo temporal y el efecto multiplicador de "reducir" la paga de los funcionarios, pueden limitar su impacto sobre el crecimiento. Pero en conjunto, "son medidas que llegan en un mal momento en términos de ciclo".

Sus cálculos apuntan a que frente al 2,3% de crecimiento del PIB previsto por el anterior Ejecutivo en el Pacto de Estabilidad y Crecimiento, la economía española se contraerá un 1,5% este año. Eso supone, como recuerda Andrew Benito, que el ajuste se disipará por el deterioro del ciclo, lo que obligará a nuevos recortes para cumplir los compromisos con la UE. "Dicho esto, las medidas sobre el gasto son permanentes más que cíclicas y eso ayudará a reorientar el patrón de demanda a medio plazo". Además, Benito considera que los planes de ajuste deben acompañarse "por políticas a nivel de la zona euro que permitan una financiación más favorable en las economías periféricas, al menos mientras hacen efecto las reformas estructurales en términos de crecimiento".

Berlín celebra los planes de Rajoy

El ministro alemán de Asuntos Exteriores, el liberal Guido Westerwelle, celebró hoy las recientes medidas de consolidación presupuestaria y ahorro anunciadas por el nuevo gobierno de España que preside Mariano Rajoy. "Celebramos la intención del Gobierno español de adoptar un estricto curso de ahorro, como puede desprenderse de las recientes medidas adoptadas para la consolidación de los presupuestos", subraya un comunicado emitido por la oficina de Westerwelle.

La breve nota destaca que "apoyamos al Gobierno español en ese camino y mostramos nuestro gran respeto por la decisión con que se toman esos recortes dolorosos e inevitables". El jefe de la diplomacia alemana señala que "el hecho de que España no cumpla con el déficit (máximo) del seis por ciento el pasado año demuestra la necesidad de un consecuente curso de consolidación".

Otras noticias

IMPRESCINDIBLES

Muere Emilio Botín, el emperador de la banca

El presidente del Santander revolucionó el sistema financiero español

Un hombre de acción

Un perfil de Emilio Botín. La edad no era ningún impedimento para estar en primera línea de fuego el banco

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana