Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Salgado rechaza que sea necesario un auditor externo para la banca española

La vicepresidenta económica, Elena Salgado, salió en defensa de la solvencia de los bancos españoles, cuestionada no ya por los mercados, sino también por la Comisión Europea y el Fondo Monetario Internacional. En un encuentro con la prensa española durante un receso de la asamblea del FMI, Salgado rechazó la propuesta lanzada el viernes por el Fondo, que recomendó a España que recurra a un auditor externo para valorar los activos de la banca. "No es necesario", zanjó la ministra de Economía.

El FMI, por boca de su director para Europa, Antonio Borges, aconsejó a las autoridades españolas que sigan el ejemplo de Irlanda, que recurrió a una consultora para evaluar hasta dónde llegaba el deterioro en los activos de sus bancos, muy dañados por el estallido de la burbuja inmobiliaria.

El director del FMI para Europa hizo el comentario el viernes, al cierre de una de las peores semanas para las Bolsas en 2011, castigo que se concentró en la cotización de la banca. Un día antes, el Banco de España tuvo que reiterar que las entidades españolas tienen niveles de capital adecuados, tras unos comentarios del comisario de Servicios Financieros, Michel Barnier, en los que instaba a acelerar la recapitalización de siete bancos y cajas españoles.

"Las entidades pasan el examen permanente del Banco de España, han dado información completa en las pruebas de estrés europeas y también han revelado, con detalle, cuál es su exposición al sector inmobiliario", recalcó Salgado.