Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La pérdida de poder adquisitivo de los salarios aumenta

La subida salarial media pactada en noviembre baja al 1,29% frente al avance del 2,2% de la inflación

Los salarios siguen perdiendo poder adquisitivo en España. Según los últimos datos publicados por el Ministerio de Trabajo, la subida salarial media pactada en los convenios colectivos firmados durante los primeros once meses del año bajó al 1,29% frente al 1,3% de un mes antes. Pero, lo que es más determinante con vistas a la capacidad de gasto, en noviembre la inflación incrementó su repunte hasta el 2,2%, según el adelanto del Índice de Precios al Consumo Armonizado (IPCA).

Patronal y sindicatos suscribieron en el mes de diciembre de 2009 el acuerdo interconfederal de negociación colectiva (ANC) para el periodo 2010-2012, en el que apuestan por la contención salarial en favor del mantenimiento del empleo para encarar la actual coyuntura. En concreto, el acuerdo contempla un incremento salarial de hasta el 1% en 2010, de entre el 1% y el 2% en 2011, y de entre el 1,5% y el 2,5% en 2012, con cláusula de revisión salarial a final del ciclo y cláusula de descuelgue (o de inaplicación) para las empresas que acrediten dificultades para hacer efectiva la subida salarial pactada.

Este es el principal argumento que está condicionando la evolución de los salarios en España: la caída de actividad generada por la crisis, que obliga a las empresas a ajustar márgenes y actuar sobre los salarios. Incluso en la Administración Pública el Gobierno ha aprobado recortes de sueldo, del 5% de media, entre los funcionarios. En su caso para reducir el déficit público.

Según cálculos de la CEOE, la remuneración por asalariado crecerá este año sólo un 1,2%, su menor aumento desde 1995, por la moderación de los salarios pactados en convenio y la reducción de los salarios de los funcionarios aprobada por el Gobierno y que empezó a aplicarse en la nómina de junio.

El ministro de Trabajo e Inmigración, Valeriano Gómez, ha reconocido que los salarios deberán mantenerse moderados durante mucho tiempo para que España pueda competir con otros países y ha valorado el acuerdo de convenios firmado por patronal y sindicatos para 2010-2012. Los sindicatos, por su parte, se quejan de que mientras la moderación salarial está siendo asumida por los trabajadores, las empresas no están cumpliendo sus compromisos para elevar la estabilidad de sus plantillas.

De enero a noviembre se registraron un total de 2.581 convenios, que afectaron a 6,9 millones de trabajadores y a 880.600 empresas, y contemplaban una jornada media pactada de 1.761,5 horas anuales.