Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Competencia pide ampliar el parque de gasolineras y facilitar la entrada de más empresas

El regulador constata en un informe la excesiva concentración del sector

La Comisión Nacional de la Competencia (CNC) constata la elevada concentración en España del sector de los carburantes de automoción, por lo que pide un esfuerzo adicional a las administraciones públicas para facilitar la entrada de nuevos competidores y mejorar los precios.

En opinión de la CNC, el proceso privatizador iniciado en la década de los noventa no dio los resultados esperados y la intensidad de la competencia sigue siendo reducida, por lo que la presencia de operadores se ha visto frustrada por diferentes problemas que han impedido el desarrollo de una mayor presión competitiva.

Esos problemas son, según el Informe sobre la competencia en el sector de carburantes de automoción que ha hecho público este jueves el regulador, el exceso de concentración, la elevada integración vertical y las barreras a la entrada.

Para luchas contra la falta de competencia que ha detectado, la CNC determina que las administraciones deben tomar una serie de medidas entre las que destacan la simplificación del proceso de tramitación de las solicitudes de apertura de nuevas estaciones de servicio, además de acortar sus plazos, dada la influencia decisiva de la actuación de las Administraciones Públicas para la apertura de nuevas estaciones de servicio.

Concesiones en bloque

Además, la CNC pide potenciar los criterios de competencia en los procesos de concesión de estaciones de servicio en las carreteras, así como evitar la adjudicación de varias gasolineras en bloque.

El regulador advierte de que la posición de monopolio de CLH como propietaria de los oleoductos para fijar unilateralmente el precio de acceso a la red podría estar dificultando la competencia en el sector. Por ello, propone como solución que sea el Ministerio de Industria el que fije el precio de acceso a la red o, en su caso, que CLH, en la que están presentes las operadoras, sea más transparente en cuanto a la metodología que usa para fijar las tarifas. No es la primera vez que la CNC denuncia la falta de competencia en el sector.

En septiembre de 2008 la Comisión adelantó una resolución en la que acusaba a las petroleras Repsol, Cepsa y BP de fijar el precio final del carburante en el surtidor en estaciones de servicio que operan en régimen de revendedores y coartar así la competencia.