Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
La primera gran protesta ante la crisis

La Guardia Civil retiene a más de 500 camiones que iban a Madrid

Rubalcaba afirma que estamos ante los "últimos coletazos" del conflicto y el sector denuncia que los transportistas están "secuestrados"

Una semana después del inicio de la huelga de transportistas, centenares de camioneros autónomos han vuelto hoy a las carreteras para protestar contra la subida del gasóleo con la pretensión de realizar una marcha hacia Madrid que ha provocado retenciones a lo largo de la mañana en algunas carreteras de acceso a la capital, sobre todo en los límites con las provincias limítrofes por los controles de la Guardia Civil y la presencia de camiones sobre la calzada.

Ante la reanudación de las protestas, el ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha considerado que la última amenaza de los camioneros de colapsar Madrid, es uno de los "últimos coletazos" de un conflicto que, no obstante, "todavía nos puede dar algún dolor de cabeza".

Por este motivo y para evitar los perjuicios que la huelga causó hace ahora siete días, el Gobierno ha puesto en marcha un dispositivo especial de agentes de tráfico que, a través de multitud de controles establecidos en las vías más sensibles de acceso a la capital, sólo han dejado pasar a los vehículos que iban a realizar trabajos de carga o descarga. Los puntos de vigilancia organizados en círculos concéntricos en radios de 50, 100 y 150 kilómetros del centro han retenido, según la Delegación de Gobierno en Castilla y León, a unos 500 camiones.

En estos controles se para a todos los camiones, les pide la identificación a los conductores y, si van vacíos, se les retiene debido a su "intención clara de provocar retenciones".

Tras asegurar que la normalidad está volviendo a las carreteras, Rubalcaba ha insistido en que el Gobierno va a garantizar con todos los medios a su alcance la libre circulación de personas y mercancías, y de que los transportistas que desean trabajar lo puedan hacer "sin coacciones".

A raíz de este despliegue, las fuerzas de seguridad han retenido a medio millar de vehículos vacíos en diferentes puntos de Castilla y León, aunque la mayoría de ellos están en Benavente, Zamora. Concretamente, los agentes tienen controlados en aparcamientos de las inmediaciones del Centro de Transportes de esta localidad a entre 200 y 250 camiones.

Además, otro medio centenar de transportistas permanece parado en la localidad vallisoletana de Medina del Campo por los mismos motivos. También en Madridejos, Toledo, el dispositivo de la Guardia Civil ha retenido a 15 cabezas tractoras de Almería, que secundan la marcha a Madrid.

En cuanto a la situación de las carreteras, aunque los controles siguen provocando retenciones de entre uno y dos kilómetros, desde primeras horas ha habido problemas para la circulación en la carretera de Barcelona entre Azuqueca de Henares, Guadalajara, y Meco porque los camioneros habían cortado un carril en el kilómetro 38, lo que ha obligado a levantar los peajes de la R-2 para que los turismos pudieran transitar de forma gratuita hasta la M-50. En la A-1 de Burgos también se han cortado dos carriles en La Cabrera, a la altura del kilómetro 58, según informa la DGT.

Al sur, en la A-4 de Andalucía se han registrado cuatro kilómetros de tráfico lento entre el kilómetro 22 y el 18, a la altura de Pinto. En la carretera de Toledo también se han producido retenciones en la A-42, a la altura de Illescas, por lo que se ha dejado entrar a los vehículos por la vía de peaje AP-41 hasta Madrid. En la carretera de Extremadura, la A-5, había 8 kilómetros de atascos entre Valmojado y Casarrubios del Monte, en la provincia de Zamora.

La ministra del ramo, Magdalena Álvarez, ha advertido en declaraciones a TVE que la continuidad de las protestas es "inadmisible" y que "una minoría en desacuerdo con una mayoría", en referencia a que las asociaciones convocantes sólo agrupan al 12% del sector, no pueden mantener una "posición de fuerza" para presionar fuera de los órganos negociadores. "No podemos ceder a las peticiones de la minoría, porque además, lo que piden, vulnera la norma comunitaria", ha sentenciado. En el resto de España sólo se registran atascos por la presencia de camiones en la A-44 a su paso por Campotejar (Granada) en dirección a Bailén.

"No hacemos medidas de presión"

Manuel Núñez, presidente de la Plataforma para la Defensa del Sector del Transporte -la única asociación que mantiene los paros tras la suspensión acordada por Fenadismer, Confedetrans y Antid-, ha respondido a la ministra que los camioneros a los que representan, actualmente retenidos en aparcamientos y áreas de descanso, no tienen intención de colapsar Madrid, sino sólo de manifestarse. "No hacemos medidas de presión, sólo queremos dar a conocer a la opinión pública quienes somos y nuestro sistema de trabajo. No íbamos a colapsar la ciudad, sólo a manifestarnos por Madrid", ha asegurado en Onda Cero.

Desde la Unión Independiente de Transportistas Autónomos UITA de Asturias han denunciado, por su parte, que "el Gobierno trata de dar una imagen de normalidad que es falsa" y que algunos transportistas ya han interpuesto denuncias en los cuartelillos de la Guardia Civil de localidades como Tordesillas o Benavente por la "situación de secuestro" que, en su opinión se está dando en Benavente. No obstante, la Delegación del Gobierno en la comunidad ha negado este extremo y asegura que "no le consta" la presentación de ninguna denuncia por este motivo.

En este orden de cosas, Dos conductores han resultado hoy heridos leves en Cantabria al impactar contra sus vehículos -un camión y un furgón- piedras lanzadas por miembros de los piquetes del paro de transporte por carretera, ha informado la Delegación de Gobierno.

Protestas de camioneros franceses en la frontera

Al igual que sus colegas españoles, decenas de camioneros franceses se manifiestan hoy en la frontera con España en protesta por los elevados precios de los carburantes y están protagonizando diversas acciones de ralentización del tráfico en otras carreteras del país.

No obstante, la protesta desarrollada en el puesto fronterizo de Le Perthus no ha sido acompañada por un bloqueo de la carretera, por lo que el tráfico circula con normalidad.

El colectivo tiene previsto mantener sus operaciones de protesta ralentizando el tráfico por diversos puntos de Francia, incluidos los accesos a la capital, hasta que el próximo jueves que sean recibidos por el secretario de Estado de Transportes, Dominique Bussereau.

Los paros obligan a Toyota a suspender su producción en Reino Unido

El paro en el sector del transporte convocado por Fenadismer, Confedetrans y Antid ha obligado al fabricante japonés de automóviles Toyota a suspender parcialmente la producción en sus plantas de Francia y Reino Unido, como consecuencia de la interrupción del suministro de componentes procedentes de España.

En fuentes de Toyota han indicado que la multinacional nipona se ha visto obligada a suspender la producción en la planta francesa de Valenciennes, donde se fabrica el modelo Yaris, los días 12 y 13 de junio.

Por su parte, la factoría británica de Burnaston, en la que la corporación japonesa fabrica los modelos Avensis y Auris, suspendió parcialmente la producción del turno de día desde el mediodía del miércoles pasado, 11 de junio, hasta el viernes, mientras que en el caso del turno de noche la paralización fue total.

Más información